Provincia

Mueren una mujer y su bebé tras ser atropellados en un camino en Lucena

  • La madre, de 24 años, falleció en el acto, mientras que el niño, de tan sólo año y medio, y que salió despedido del carrito en el que iba montado, murió tras ingresar en el hospital Infanta Margarita

Comentarios 1

Una mujer de 24 años y su bebé de tan sólo año y medio fallecieron ayer como consecuencia del atropello que sufrieron en el Camino del Peñón del Grajo, en la zona de Los Poleares de Lucena. En el suceso resultó herido además el padre del bebé, también de 24 años. Fuentes del Servicio de Emergencias 112 informaron de que un particular alertó de lo sucedido "aproximadamente a las 20:25 e inmediatamente dimos cuenta a la Policía Local, a la Policía Nacional y a los servicios sanitarios del 061 de lo que había ocurrido. Estos últimos nos informaron de que la madre había muerto en el acto y de que el bebé tuvo que ser trasladado hasta el Hospital Infanta Margarita de Cabra, ya que en esos momentos estaba herido de gravedad". El bebé falleció casi dos horas después del atropello, en el mismo instante en el que se estaba procediendo en Lucena al levantamiento del cadáver de su madre. El conductor del vehículo -un Peugeot Partner- fue detenido en un principio y, según el alcalde lucentino, José Luis Bergillos, "todo apunta a que se ha debido a un desgraciado despiste. Al hombre se le han practicado las pruebas de alcoholemia y ha dado negativo".

La pareja y el niño, acompañados de un perro -que también murió en el accidente- se dirigían a la casa de un tío de la fallecida, que la había criado y que ella consideraba como su padre. Se trata de un lugar en el que predominan las casas de campo y al que se accede por una carretera muy estrecha, que carece de arcén, por lo que tenían que transitar prácticamente por mitad de la vía.

Quiénes avisaron al 061 fueron dos trabajadores que realizaban labores con una pala justo al lado de donde ocurrió el suceso. Testigos presenciales detallaron que el coche impactó sobre la madre, que portaba al bebé sobre un carrito. El impacto también provocó que el niño saliera despedido del cochecito, mientras que el padre reacciono corriendo en busca de su hijo, que permaneció con los ojos abiertos y sin quejarse tras el suceso, según los testigos consultados. El conductor del vehículo intentó ayudar en vano.

Hasta el lugar se acercaron muchos curiosos, además de familiares de las víctimas como el tío de la fallecida. Casi todos los vecinos de la zona permanecieron horas a las puertas de sus casas comentando lo sucedido y quejándose de la estrechez y las malas condiciones del Camino del Peñón del Grajo. Insistían en la dificultad que entraña transitar por la zona para ir de una casa a otra y recordaban que en ese lugar se han producido ya numerosos incidentes en los que se han visto implicados vehículos, algunos incluso con resultado de muerte. Los vecinos también resaltaron que el suceso que le ha costado la vida a la mujer de 24 años y a su bebé de año y medio se produjo justo al final de un cambio de rasante considerado como muy peligroso.

Tanto el cuerpo de la mujer como el del bebé fueron trasladados al Instituto Anatómico Forense de la capital para que les fuera practicada la autopsia. "Ha sido un desgraciado accidente que nos ha conmocionado a todos en la ciudad", dijo José Luis Bergillos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios