Subbética

Fuente Tójar danza por San Isidro

  • La localidad de la Subbética vive sus fiestas centrales hasta el domingo

Los danzantes de Fuente Tójar, en plena acción. Los danzantes de Fuente Tójar, en plena acción.

Los danzantes de Fuente Tójar, en plena acción. / El Día

No está claro que a San Isidro Labrador, un jornalero que vivió en el Madrid del siglo XII y al que se le atribuyen numerosos milagros, le gustara bailar. Pero en la localidad de Fuente Tójar, en plena Subbética, al patrón de los agricultores se le celebra con unas singulares danzas sin parangón en el resto de la provincia. 

Son ocho los danzantes que participan en la procesión que sale desde Nuestra Señora del Rosario. Al frente de estos, desde hace 25 años, se encuentra Pedro Cano, que considera esta jornada como “un día muy especial”. “Me siento muy bien porque es la fiesta de nuestro santo”, confiesa.

Los bailes que acompañan a la procesión, a pesar de ser “los de siempre”, requieren de numerosos ensayos para que todo salga a la perfección. Cano recuerda que “viene mucha gente a vernos y es importante mantener la tradición para que no se pierda”. De hecho, algunos de sus hijos también participan en esta costumbre en la que se enfundan faldas estampadas y sombreros con flores de papel de seda.

La alcaldesa del municipio, Marifé Muñoz (PSOE), señala que “a la procesión se le suma un programa de actividades que están pensadas para todos los colectivos, desde los más pequeños a los más mayores”. Muñoz manifiesta también que “es un gran día” y por ello se llena con actividades complementarias.

La caseta municipal, situada en la plaza de la fuente, acoge un gran número de actuaciones musicales, a la vez que “durante toda la feria” -que se alarga hasta el domingo- “habrá competiciones, juegos, pasacalles y otros espectáculos”. Todo ello acompañado por la campaña municipal que aboga por una celebración sin agresiones sexistas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios