Apellidos

El que nuestra civilización, qué ironía usar esta palabra, se ha construido sobre millones de mujeres invisibles es una verdad categórica e irrefutable.