Mensaje en la botella

El turismo, a escena otra vez

Bien harían el Ayuntamiento y la Junta en desbloquear ya Torrijos y el Centro de Ferias

Estaba por llegar con el nuevo gobierno de Capitulares la reivindicación del sector turístico cordobés de poner un poco de orden y planificar. Y esa solicitud ya se ha producido. Ha tenido lugar en la sede de la Confederación de Empresarios de Córdoba (CECO) y se ha hecho en forma de documento que puede considerarse como el borrador de un plan estratégico que a su vez recoge recomendaciones y propuestas para el impulso del llamado turismo mice -de negocios y congresos- en la ciudad y en la provincia. El texto considera "urgente" desarrollar una estrategia de promoción y de captación de congresos de manera inmediata, así como de impulso de las ferias comerciales, empezando por un análisis serio de este mercado.

En realidad, poca novedad respecto a otras veces, pero con matices que sí son dignos de destacar. La verdad es que tan admirable puede ser el contenido del plan como la foto de presentación del mismo. Y digo esto porque hasta ahora estábamos acostumbrados a escuchar demandas de los empresarios turísticos de cada asociación en particular y no de manera conjunta. Cada uno expresaba sus deseos acorde a sus propios intereses y, aunque las coincidencias eran muchas, la sensación de división entre los emprendedores ha sido más que notoria en los últimos años. Seguramente, en esa foto de CECO no están todos, pero sí la mayoría, lo cual es un paso adelante respecto a otras ocasiones.

En cuanto al contenido del documento, es cierto que propone cosas obvias, pero no por ello dejan de ser importantes para un sector que tiene un gran peso económico en el territorio. Reclaman además que las administraciones se sumen al mismo, algo necesario. No obstante, más allá de una firma y una foto (otra) con las instituciones públicas, bien harían los gobiernos del Ayuntamiento y de la Junta de Andalucía en desenredar el serio problema de las infraestructuras para acoger determinados eventos. Así, que nadie olvide que todavía queda por ejecutar la segunda fase del Palacio de Congresos de la calle Torrijos y que el Centro de Exposiciones y Ferias del Parque Joyero está aún en fase de resolución administrativa, por lo que aún pasará un tiempo hasta que ambos espacios estén totalmente operativos.

El único matiz es que Córdoba seguramente podría pasar a ocupar un puesto importante en el ranking de ciudades con más planes guardados en el cajón, que nunca se llevaron a cabo o quedaron incompletos. Es de esperar que alguna vez tendrá que ser la primera y todos los actores ligados al sector turístico tendrán en este caso la responsabilidad no solo de respaldar el plan previsto, sino de poner en marcha los mecanismos para que se evalúe su desarrollo e impacto. Vistos los precedentes, largo me lo fiáis, pero no perdemos la esperanza. Otra vez.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios