¿Nueva normalidad? (I)

La expresión "nueva normalidad" (sic) es ocurrencia de la iluminada mente del legislador

Todo sucede a partir del momento en que la pandemia hace acto de su indeseable presencia entre nosotros, legándonos -entre otras… exquisiteces- las siguientes calamidades: Muchos miles de pacientes infectados por el coronavirus; la totalidad de los servicios sanitarios desbordados por el trabajo que supone asistir a tantísimos enfermos, víctimas de la dicha pandemia; funerarias que no dan abasto a enterrar los cadáveres de quienes pasaron a mejor vida, víctimas inmoladas del susodicho virus…

Las referidas consecuencias son, sin duda, las más… conocidas. Por perniciosas, en tanto que afectan a nuestra salud y, en no pocos casos, a nuestras vidas.

Pero no tienen la condición de únicas: Puede haber -y de hecho hay- otras que no solo afectan a personas, sino también a… cosas. A muchas cosas, incluido el lenguaje, según nos proponemos argumentar:

En efecto: Si, hipotéticamente, nos viéramos en la situación de tener que encontrar la expresión más frecuentemente utilizada en los últimos meses, a buen seguro que a la… "nueva normalidad" le correspondería el primer premio. Porque -hoy por hoy y a nuestro juicio- sería muy difícil -por no decir imposible- topar con algún medio de comunicación que no la haya sometido a comentario crítico. Incluso reiteradamente.

Obviamente -opinamos- motivos para ello no faltan. A juicio del autor de esta crítica, la dicha frasecita resulta gramaticalmente esperpéntica. Por un interminable rosario de motivos que, por obvias razones de espacio, resumimos -y resumiremos- como sigue:

En todo caso, la… "nueva normalidad" y las "consecuencias" que dejamos apuntado tienen en común el origen: Tanto la dicha locución como las referidas "consecuencias" traen causa de la pandemia.

Como es sabido, la pandemia, es obra -nefasta obra- del covid-19. Pero la expresión… "nueva normalidad" (sic) es ocurrencia de la iluminada mente del legislador (doctor don Pedro Sánchez y su gobierno).

Nos consta la fenomenal formación técnica y profesional de algunos -que no todos- de los miembros del Ejecutivo. Y es precisamente por ello que no nos cabe en nuestro limitado caletre el comprender cómo nuestros responsables de la… res publica no han puesto el grito en el cielo en aras de impedir que la dicha locución haya llegado a ocupar un espacio en el BOE. ¡Increíble…!

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios