Los principales índices europeos registraron ayer importantes caídas, en medio de la escalada de la tensión en torno al conflicto entre Rusia y Ucrania. EEUU comunicó el viernes que existía un alto riesgo de una inminente entrada de las tropas rusas en Ucrania, que podría producirse esta misma semana. Ante esta situación, numerosos gobiernos europeos hicieron llamamientos durante el fin de semana a sus ciudadanos residentes en Ucrania para que abandonen el país.

En la jornada de ayer, Wall Street se mantiene a la espera de las conclusiones de la reunión extraordinaria del Comité de Gobierno de la Reserva Federal iniciada a las 17:30, al cierre de la sesión europea.

En una sesión sin referencias macroeconómicas relevantes, en Europa el foco del mercado se ha situado en Ucrania, ante el riesgo creciente de una imposición de sanciones económicas que podría tener un impacto negativo sobre la economía europea. El anuncio de que Rusia está dispuesta a continuar las conversaciones con EEUU no ha logrado tranquilizar a los inversores. En este sentido, la subida de en torno a un 10% en los precios del gas en Europa ha sido uno de los factores que ha pesado en la evolución de la bolsa europea.

Entre las principales bolsas europeas, la mayor caída ha sido para el Íbex 35 español (-2,55%), seguido del CAC 40 francés (-2,27%) y del DAX 40 alemán (-2,02%). Tras la caída de ayer, el Íbex 35 cierra en 8.573,8 puntos y solo Cellnex lo ha hecho en verde (+0,39%).

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios