Cultura

Un ciclo lleva los instrumentos de cuerda a edificios históricos

  • Se ha buscado la correspondencia entre edificios singulares que sirven de auditorio y los programas, que abarcan nueve siglos: desde el XIII al actual, pasando por el Renacimiento, el Barroco y el XIX y XX

Pablo Barón y David Luque, en el Palacio de Orive. Pablo Barón y David Luque, en el Palacio de Orive.

Pablo Barón y David Luque, en el Palacio de Orive. / Jordi Vidal

La delegación de Cultura y Patrimonio Histórico del Ayuntamiento de Córdoba, en colaboración con la Asociación Amigos de la Guitarra Clásica Miguel Barberá, organiza el ciclo Ecos dormidos, que ofrecerá, a lo largo de los meses de enero y febrero, seis recitales de instrumentos de cuerda pulsada en otros tantos edificios históricos de la ciudad. Todos los conciertos tendrán lugar a las 20:30 horas, con entrada libre hasta completar el aforo.

El ciclo figura entre las novedades de la programación cultural de 2019, según han resaltado en su presentación el teniente de alcalde de Cultura y Patrimonio Histórico, David Luque, y el representante de la asociación que colabora en su organización y diseño Pablo Barón, que ha valorado la iniciativa como “un sueño hecho realidad” que brinda en escenarios históricos a los mejores intérpretes de instrumentos de cuerda pulsada.

Ecos dormidos se distingue, como Luque y Barón han coincidido en señalar, por realizar un recorrido por la historia de la música con instrumentos de cuerda pulsada (guitarra, laúd, clavecín, entre otros) y acercarla al público en espacios arquitectónicos de la ciudad correspondientes a cada época. Así, gracias a estos recitales, en una iglesia barroca como la de San Agustín o en la sala capitular renacentista de Orive, se avivarán los ecos dormidos de las músicas y los instrumentos que hace siglos se tocaron en estos lugares, ha subrayado Barón.

El ciclo abarca nueve siglos de música para instrumentos de cuerda pulsada: desde las composiciones andalusíes del siglo XIII hasta el siglo XXI, pasando por el Renacimiento, el Barroco y los siglos XIX y XX. Cada época musical se contextualizará en el edificio que servirá de auditorio, cuya arquitectura, como indicado David Luque, será explicada previamente al público.

Luque ha apostado por generar público para la cultura a través de actividades como Ecos dormidos, que también servirá, en palabras de Barón, para que muchas personas descubran que les gusta la guitarra clásica al tener la ocasión de escucharla.

David Luque y Pablo Barón destacan que el público podrá contextualizar música y arquitectura

El ciclo dará comienzo el próximo martes 15 de enero, con un recital de guitarra clásica a cargo de la sevillana María Esther Guzmán, titulado Nacionalismo español (Primera mitad del siglo XX), en el Salón Mudéjar del Rectorado de la Universidad de Córdoba. Esta intérprete internacional de guitarra clásica comenzó su carrera a los cuatro años y contó con el apoyo y elogios de los maestros Joaquín Rodrigo y Andrés Segovia.

El sábado 26 de enero, en la Iglesia de Santa Victoria el público podrá disfrutar de un concierto dedicado al siglo XIX y la Guitarra Romántica, a cargo del virtuoso Pavel Steidl, cuya guitarra es una de las pocas originales conservadas de la época romántica utilizada en recitales.

La música medieval centrará el martes 29 de enero, con la participación de Emilio Villaba (cuerdas) y Sara Marina (percusión), que ofrecerán, en la Iglesia de la Magdalena, un recital titulado Instrumentos musicales en tiempos de Alsaqundi. La memoria del escritor cordobés andalusí, autor de la obra Risala fi fadl al-Andalus (Elogio del Islam Español), sirve de marco para escuchar instrumentos antiguos que estos músicos han reconstruido a partir de archivos y documentos de la época.

Los conciertos de febrero darán comienzo el martes 5, en la Sala Orive, con el Laúd Renacentista, del cordobés Juan Antonio Martínez, figura de este instrumento. Días más tarde, el 12 de febrero, le tocará el turno a la presencia de la música del siglo XXI para instrumentos de cuerda pulsada. Sobre ello, Barón ha puesto en valor la participación de la guitarrista clásica griega Antigoni Goni que ofrecerá un recital con composiciones realizadas para ella este segundo martes de febrero, en el Centro de Recepción de Visitantes.

El ciclo concluirá el martes 19 de febrero, en la Iglesia de San Agustín, con un recital del maestro alicantino y catedrático de guitarra Fernando Espí, titulado Guitarra barroca (siglos XVII-XVIII).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios