Cultura

Manuel Barrueco muestra en el Teatro Góngora la maestría de su interpretación

  • El guitarrista clásico ofrece un recital antes de impartir un curso el lunes y el martes en la fiesta de las seis cuerdas

  • El baile flamenco llega a la Axerquía con Eva Yerbabuena

Manuel Barrueco durante uno de sus conciertos. Manuel Barrueco durante uno de sus conciertos.

Manuel Barrueco durante uno de sus conciertos. / reportaje gráfico: el día

El más veterano, sin duda, de los cientos de artistas que han participado en el Festival de la Guitarra es el guitarrista clásico Manuel Barrueco, que vuelve a Córdoba un año más, para mostrar por qué es imprescindible su presencia en la fiesta de las seis cuerdas. Y como es habitual, regresa para cumplir con una doble cita: impartir un curso -mañana y el martes- y ofrecer esta noche un concierto en el Teatro Góngora.

Para el programa de este recital Barrueco ha elegido Seis pavanas, de Luis de Milán; Sonata en Sol menor, de Johann Sebastian Bach; Seis variaciones sobre un tema de Luis Milán, de Joaquín Nin-Culmell y, tras el intermedio, Sonata en Do mayor, de Fernando Sor; Introducción y variaciones sobre el aire Malbroug, de Fernando Sor, y, Aragón, Cádiz y Asturias, de la Suite Española de Isaac Albéniz.

El músico cubano afincado en Estados Unidos es reconocido internacionalmente

El músico cubano afincado en Estados Unidos es reconocido internacionalmente como una de las figuras más importantes de la guitarra clásica. Expertos y público coinciden en considerarlo un genial instrumentista y un intérprete de gran elegancia, con un sonido seductor, un talento musical extraordinario y un lirismo fuera de lo común. Desde que en 1974 se convirtiera en el primer guitarrista en ganar el prestigioso Concert Artist Guild Award, su virtuoso modo de tocar se ha visto recompensado con una merecida fama mundial.

Barrueco ha dedicado su brillante carrera a llevar la guitarra a los centros musicales más importantes del mundo. Así, ha actuado en las salas de mayor prestigio: la Royal Albert Hall de Londres, el Musikverein de Viena, el Concertgebouw de Amsterdam, la Philarmonie de Berlín, el Teatro Real de Madrid o el Palau de la Música de Barcelona.

Sus giras lo han llevado a los principales escenarios de Asia, con conciertos en Japón, Taiwan, Corea del Sur y también en numerosos países y ciudades de Latinoamérica.

Nominado al Grammy por su disco Solo Piazzzolla, y a los Grammy Latinos por sus grabaciones Tárrega y Medea, su último trabajo discográfico es China West, una grabación de tríos de guitarra con sus pupilas del Beijing Guitar Duo y música de Chen Yi, en el que demuestra la capacidad única de la guitarra para capturar las múltiples voces y ambientes de China y el mundo occidental. Esta sorprendente versatilidad de Barrueco comprende desde sus magistrales interpretaciones de las obras de los maestros clásicos españoles, de Bach o de Mozart, a sus colaboraciones con grandes estrellas del jazz como Chick Corea o Keith Jarret.

De su faceta como profesor, cabe destacar sus clases a un pequeño grupo de alumnos excepcionales en el Conservatorio Peabody de la Universidad John Hopkins, en Baltimore (Estados Unidos), y su presencia como artista residente en el Conservatorio de Música de Puerto Rico y en la Universidad de Alicante.

Además, el Programa Formativo del Festival registra para la jornada de hoy una gran actividad, ya que comienzan dos cursos de guitarra flamenca, en la Facultad de Filosofía y Letras, y uno de baile flamenco, en el Teatro de la Axerquía.

José Antonio Rodríguez imparte hasta el martes sus enseñanzas, que ha recogido bajo el título La guitarra flamenca de concierto. Buscando la personalidad. Por su parte, Paco Jarana interviene por primera vez en el Festival como profesor con el curso Conocimiento y apuntes para la guitarra flamenca de acompañamiento, que se desarrolla hasta mañana. En estas mismas fechas, la bailaora Eva Yerbabuena imparte en las instalaciones de La Axerquía su curso Intención en el movimiento coreográfico.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios