Entrevistas

Fuego en las sierras de Levante

l En un incendio forestal, las víctimas somos todos. Se quema algo que es de todos, algo que nos pertenece y que hace posible la vida tal y como lo conocemos. En esta ocasión no hay culpables; ha sido la propia naturaleza la que se ha destruído a sí misma. Se dice que fue una tormenta seca, huérfana de agua, pero llena de rayos la causante. Realmente poco importa. Cientos de personas afectadas directamente y otras tantas intentando que el desastre no se extienda. En cualquier caso, todos estamos de luto.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios