Economía

La economía europea sufre su peor caída desde 1995

  • Los países del euro sufrieron una contracción del PIB del 2,5% en el primer trimestre de 2009 y el conjunto de la UE del 2,4%. Es el mayor retroceso desde que el Eurostat registra este dato.

Comentarios 1

Los países del euro sufrieron una contracción de su economía del 2,5% en el primer trimestre de 2009 y el conjunto de la UE del 2,4%, según los datos revisados que publicó este miércoles Eurostat, la oficina estadística comunitaria de Estadística.

El desplome registrado en los tres primeros meses del año es el más acusado desde que comenzó a elaborarse este indicador, en 1995.

En comparación con los tres primeros meses de 2008, la contracción del PIB fue del 4,9% en el área de la moneda única y del 4,7% en los Veintisiete, también las tasas más negativas de la serie histórica.

En España, la economía retrocedió el 1,9% en relación al último trimestre de 2008 y el 3% en términos interanuales.

De los veintiséis países de la UE para los que hay datos disponibles, en todos se contrajo la economía entre enero y marzo, excepto en Polonia (avance del 0,4%) y Chipre, donde el PIB no registró variaciones.

Polonia, Chipre, Grecia (-1,2%) y Eslovaquia (-11,4%) son los únicos países comunitarios que no se encuentran en recesión técnica, que tiene lugar cuando el PIB cae durante dos trimestres seguidos.

España, por el contrario, ya acumula tres trimestres con cifras negativas: el primero de 2009 y el tercero y el cuarto de 2008 (-0,3%, -1,0% y -1,9%, respectivamente).

El hundimiento de la economía alemana -el 3,8% durante el primer trimestre del año (-6,9% en tasa interanual)- contribuyó de manera determinante a los malos datos para el conjunto de la economía europea.

En Italia, el PIB bajó el 2,6% (-6% en relación al mismo periodo de 2008), mientras que en Reino Unido la economía se contrajo el 2,4% (-4,9% en tasa interanual) y en Francia retrocedió el 1,2% (-3,2% si se compara con el mismo trimestre del año anterior).

Los países bálticos se vieron fuertemente afectados por la recesión, en especial Letonia cuya economía registró una intensa caída trimestral del 11,2% e interanual del 18,6%.

Por su parte, Lituania, donde hace menos de un año el PIB todavía crecía, vio descender la actividad el 10,5% en el primer trimestre (-11,8% en relación al primer trimestre de 2008), y Estonia intensificó su contracción, hasta el 6,1% intertrimestral y el 15,1% interanual.

En lo que se refiere a la composición de la demanda, los datos de Eurostat muestran que entre enero y marzo la inversión continuó cayendo, el 4,1% en los países del euro (lo mismo que en el trimestre previo) y el 4,5% en la UE (frente al -3,4% de los tres últimos meses de 2008).

La contracción de la inversión es mucho más acusada si se compara con el primer trimestre de 2008, ya que bajó el 10,2% en la zona del euro (4,8 puntos más que en los tres últimos meses de 2008) y el 10,1% en los Veintisiete (también 4,8 puntos más).

El hundimiento del comercio exterior fue preocupante, con fuertes caídas en las exportaciones y las importaciones.

Las ventas al exterior de los países del euro siguieron empeorando en los tres primeros meses el 8,8% (tras una caída del 7,3% en el trimestre anterior) y el 16,3% si la comparación es con el mismo periodo de 2008 (frente al 6,6% registrado tres meses antes).

En los Veintisiete, el desplome de las exportaciones sigue la misma tendencia, con una caída trimestral del 8,3% (1,7 puntos porcentuales más) y del 15,3% en tasa interanual (9,5 puntos más).

Las importaciones de los países del euro descendieron, por su parte, el 7,6% (-12,4% interanual), mientras que las de la UE cayeron el 7,8% (-13,2% en comparación con el mismo trimestre de 2008).

Por último, el consumo privado continuó débil, con retrocesos del 0,5% en el área de la moneda única (-1,2% interanual) y del 0,6% en los Veintisiete (-1,5% en doce meses).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios