Economía

Josep Piqué alerta a las empresas andaluzas de los riesgos futuros

  • El ex ministro y el presidente de la Cámara de Comercio de Portugal participan en un acto en Sevilla.

Josep Piqué, Francisco José Pérez Fresquet y Bruno Bonone. Josep Piqué, Francisco José Pérez Fresquet y Bruno Bonone.

Josep Piqué, Francisco José Pérez Fresquet y Bruno Bonone. / Juan Carlos Vázquez

Josep Piqué, quien fuera ex ministro de diferentes áreas, incluidas la de Industria y Energía, entre 1996-2004, y figura prominente en varios consejos de administración de empresas como Airbus o OHL, visitó ayer Sevilla para participar en una nueva edición de Diálogos para el Desarrollo, organizado por Management Activo y patrocinado por Cajamar, Sage y Solunion.

Junto al empresario y presidente de la Cámara de Comercio e Industria Portuguesa, Bruno Bobone, Piqué tuvo ocasión aconsejar a los empresarios andaluces sobre la mejor manera de encarar algunos de los desafíos que depara un futuro en el que cambiarán los actuales actores protagónicos. "EEUU es una superpotencia hegemónica, pero declinante. Mientras, ha surgido China que es una superpotencia emergente. Creo que Rusia puede considerarse un actor de reparto de primer nivel y hay países como Turquía o Irán que se están convirtiendo en actores secundarios. La pregunta es si la UE puede aspirar a ser actor de reparto o secundario", aseguró.

Piqué llamó la atención sobre la importancia que tendrá dominar la inteligencia artificial para ser realmente competitivos como región y por estrechar lazos con Portugal y los países latinoamericanos para lograr la capacidad suficiente de encarar los obstáculos futuros.

Contra los populismos

Pique además alertó contra los "populismos" como agente desestabilizador de la economía. "Tenemos los adversarios dentro. Los principales enemigos para la democracia y las libertades son los diferentes populismos que no creen en nuestros valores de siempre", afirmó el ex ministro.

Bobone recomendó que un mundo tan globalizado e interconectado "hay que centrarse en las capacidades de nuestras empresas y prepararnos para todo tipos de crisis". Además, conminó a crear "redes entre empresas nacionales e internacionales y ser más independientes de las administraciones públicas de los países".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios