Balonmano | Liga Asobal

Un Ángel Ximénez-Avia blando en defensa cae ante el Anaitasuna (26-33)

  • Los de Bustos acumulan su tercera derrota en el arranque liguero tras caer en casa ante Anaitasuna

Consuegra, del Ángel Ximénez-Avia, intenta zafarse de un defensor del Anaitasuna. Consuegra, del Ángel Ximénez-Avia, intenta zafarse de un defensor del Anaitasuna.

Consuegra, del Ángel Ximénez-Avia, intenta zafarse de un defensor del Anaitasuna. / Peralta

Las enormes facilidades defensivas, especialmente en la primera mitad, resultaron determinantes para que el Ángel Ximénez-Avia no pudiera doblegar a un rocoso Anaitasuna. El conjunto navarro volvió a hacer del Miguel Salas una pista talismán, llevándose sus dos primeros puntos de la temporada en la Liga Asobal ante un equipo pontanés irreconocible a nivel de juego con respecto a la semana pasada, y que además, tuvo muchos problemas en la faceta ofensiva.

Desde el inicio, se vio a un cuadro de Puente Genil bastante blando atrás, algo que aprovechó el equipo de Pamplona para hacer daño en los seis metros buscando la conexión con el pivote. Además, el ataque estático no funcionaba, lo que se traducía en rápidos contraataques visitantes que permitieron a los de Iñaki Aniz abrir una brecha en el marcador de cinco tantos (4-9), diferencia que obligó a Paco Bustos a pedir tiempo muerto antes del ecuador de la primera mitad.

Los pontanenses trataron de reaccionar tímidamente, pero las grandes intervenciones de un soberbio Nordlander en portería, posibilitaron que los navarros no pasaran apuros, ahondando cada vez más en la herida de un Ximénez incapaz de frenar la sangría en su balance defensivo, lo que le llevó a conceder goles demasiado fáciles a sus oponentes.

El 12-19 con el que se llegó al descanso hablaba claro sobre la diferencia en la pista entre los dos equipos, pero tras el paso por los vestuarios, el cuadro pontanés, mermado por la ausencia de Gonçalves y los problemas físicos de Víctor Alonso, trató de reaccionar aprovechando las inferioridades de Anaitasuna.

Así, los goles de Cuenca, Castro y Alonso estrecharon el marcador situando a los de Puente Genil a cuatro goles (15-19), una diferencia que no llegó a bajar más por errores propios que aciertos del rival. Al equipo pontanés le faltó claridad para saber leer la situación de partido y cometió fallos impropios de un equipo de Asobal, algo que supieron aprovechar perfectamente los de Aniz para volver a estirar la renta con los tantos de Ugarte, Chocarro y Etxeberria.

Con 16-24 y todo un mundo por delante el partido estaba visto para sentencia, dibujando un quiero y no puedo constante para los locales, que continuaron estrellándose contra Nordlander, mientras que Anaitasuna optó por no ensañarse y bajar el pistón en el tramo final, jugando ataques largos al borde del pasivo para mantener la renta.

Al final, doloroso 26-33 y tímidos silbidos de la afición pontanesa para despedir a su equipo, que con el encuentro de Irún en el horizonte el próximo miércoles, acumula ya tres jornadas de liga sin conocer la victoria.

Ficha técnica

26 - Ángel Ximénez-Avia: Ahmetasevic (p); Da Silva, Barros (2), Cuenca (2), Mijatovic, Javi García (3) y Estepa –siete inicial–, Consuegra (1), Castro (8), Gonçalves, Martín, Túa, Dashko (4), Víctor Alonso (6,4p) y De Hita (ps).

33 - Helvetia Anaitasuna: Nordlander (p); Etxeberria (7), Krsmancic (4), Chocarro (6), Fischer (2), Ugarte (5) y Anderson (2) –siete inicial–, Gastón, Bazán (2), Ganuza, Meoki (1), Gavidia (1), Izquierdo (1), Vaquer, Semedo (2) y Bols (ps).

Parciales: 2-3; 3-8; 4-10; 7-13; 10-17; 12-18 (descanso); 14-19; 15-21; 18-25; 19-28; 23-30 y 26-33.

Árbitros: Merino Mori y Moyano Prieto (Castilla-León). Excluyeron a los locales Estepa, Castro y Barros, y a los visitantes Vaquer, Chocarro, Krsmancic y Gavidia.

Incidencias: Partido de la jornada 3 de la Liga Asobal disputado en el pabellón Alcalde Miguel Salas de Puente Genil.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios