Deportes

Kaká, Ronaldo, Pato... ¿y Ronaldinho?

  • Berlusconi sueña con reclutar al ídolo en crisis para reforzar al campeón europeo

Nueve meses después, el campeón de Europa, el Milan, celebró un triunfo en casa en la liga italiana gracias a un trío brasileño de nueva gestación formado por Kaká, el recuperado Ronaldo y el recién llegado Pato, y al que Silvio Berlusconi sueña con sumar otra pieza: Ronaldinho.

Desde el 21 de abril no ganaba en liga delante de su público el Milan, que pese a que llega tarde para disputarle al Inter de Milán el Scudetto aún tiene como objetivos la Copa italiana y, sobre todo, la Liga de Campeones, en la que defiende título.

Los 70.000 tifosi por fin pudieron gozar con un triunfo, por 5-2 ante el Napoli el domingo, y sobre todo con las buenas sensaciones de Ronaldo, autor de dos goles, y el grandioso debut de Pato, de 18 años, que marcó también, al igual que Kaká. De "renacimiento" lo tilda el diario La Gazzetta dello Sport.

El presidente del equipo, Berlusconi, ya había denominado a los tres como "trío de ensueño". Y ante el Napoli, en la primera oportunidad de demostrarlo, no decepcionaron. El presidente demostró tener un buen olfato. "Estoy muy feliz, pero mi gran ídolo sigue siendo Ronaldo", dijo Pato, modesto. "Es ya muy maduro", alabó el técnico, Carlo Ancelotti, al jugador llegado del Internacional de Porto Alegre. Pato dedicó el gol a su familia, a su novia y también un poco a Ronaldo, su nuevo compañero de ataque. "¡Cómo ha jugado bajo toda la presión de las expectativas!", dijo Ronaldo, que disputó su segundo partido de la temporada tras sus recurrentes problemas musculares. El goleador de 31 años demostró al anotar sus dos goles toda su alegría tras meses de dudas y de dificultades. Cuando tras seis meses de baja muchos hablaban de que su momento en el fútbol europeo estaba acabado y que sólo le quedaba un retiro dorado en su país, Ronaldo regresó.

"Ha tenido que sufrir mucho, pero es un verdadero fenómeno", dijo Ancelotti, cuyo equipo, con tres partidos menos, está a 25 puntos del Inter. Para Berlusconi, Ronaldo fue la "sorpresa" de la noche y descartó de nuevo cualquier venta del jugador al Flamengo brasileño. "Quiero merecerme mi renovación de contrato con el Milan", se reafirmó Ronaldo, cuyo acuerdo con los rossoneri expira el 30 de junio. El brasileño quiere devolver la confianza que le ha dado el Milan.

Mientras los aficionados se ilusionan con el trío, Berlusconi quiere un "cuarteto de samba". "Como yo les he dado tantos trofeos, ellos me podían regalar a Ronaldinho para que les pueda regalar más títulos", dijo el presidente, que pidió de nuevo una "colecta" a los tifosi. El ídolo caído en el Barça está a la espera. De momento, el presidente milanista ya ha hincado el diente al club azulgrana. Berlusconi anunció la llegada de otra estrella: Zambrotta. "Quiere venir con nosotros y no tendremos ningún problema con el Barcelona", señaló.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios