Córdoba CF

El Córdoba CF aumenta el ritmo en los despachos

  • El club espera anunciar en los próximos días el nuevo rol de Raúl Cámara y la renovación de Iván Navarro

  • El inicio del 'play off' de ascenso acelerará también el trabajo de la dirección deportiva blanquiverde

Javier González Calvo, a la salida de las oficinas de El Arcángel. Javier González Calvo, a la salida de las oficinas de El Arcángel.

Javier González Calvo, a la salida de las oficinas de El Arcángel. / Laura Martín

En este largo y atípico verano que le está tocando vivir al Córdoba CF las operaciones que a las que el club ha dado oficialidad se cuentan con los dedos de una mano. Esperan aún semanas eternas hasta que el nuevo proyecto coja velocidad de crucero y se vayan incorporando los fichajes que deben apuntalar el equipo y construir el bloque que entrenará Juan Sabas. Pero después de poner en marcha la campaña de abonos e ir poco a poco recuperando la normalidad, el club blanquiverde afronta una semana con varios frentes abiertos que deben quedar resueltos.

Después de dar carpetazo a la salida pactada con Luis Garrido, el Córdoba tiene sobre la mesa dos operaciones cerradas hace tiempo que en los próximos días deben cobrar oficialidad. Por un lado, está el paso de Raúl Cámara del césped a la secretaría técnica del conjunto cordobesista. Aunque ese movimiento no ha sido anunciado aún por el CCF, hace semanas que ya se da por hecho y, además, según han confirmado a el Día fuentes de la entidad, el ya exfutbolista hace días que está ejerciendo sus nuevas labores dentro de la estructura deportiva confeccionada por Infinity.

Una vez que la operación está plenamente aprobada por los propietarios del club, se espera que en apenas unos días cobre oficialidad y se ofrezcan detalles más concretos de esa labor que afrontará Raúl Cámara, que además de trabajar junto al resto de técnicos apunta a ser el hombre de enlace entre el vestuario y el consejo de administración.

Otra de esas operaciones cuyo anuncio oficial no se demorará mucho más es la renovación de Iván Navarro. El extremo sevillano se ha ganado a pulso su continuidad y el Córdoba hace semanas que alcanzó un principio de acuerdo con sus representantes, para que el joven jugador de banda se vincule dos años más con la entidad.

Sin la posibilidad ya de actuar como sub 23 y poder incluso ayudar al filial, se espera que Iván Navarro haga la pretemporada a las órdenes de Juan Sabas, y luego sea el técnico madrileño el que tome la decisión de contar con él o abrirle la puerta a una posible cesión que le permita consolidarse en Segunda División B. Y es que como ya explicó Miguel Valenzuela, el club confía mucho en el potencial del habilidoso y vertical extremo que llegó de la cantera del Real Betis, por lo que la idea es no dejar escapar a un futbolista que está en el momento ideal para dar el salto de calidad que le convierta en un hombre importante de la categoría de bronce.

Los ojos puestos en el 'play off'

Esta semana, además, está marcada en el calendario por el comienzo el próximo sábado de las eliminatorias por el ascenso a Segunda División, con los primeros enfrentamientos entre los cuatro campeones de grupos y el resto de equipos, los que deben ir por el camino largo.

Estos encuentros harán que el trabajo en la dirección deportiva se intensifique, pues el Córdoba va a estar muy atento a cada uno de los partidos y, especialmente, a los equipos que vayan finalizando sus competiciones. El club hace semanas que tiene definidos los perfiles que busca en el mercado, y cada uno de ellos está especificado con una serie de nombres concretos de jugadores. Una buena parte de esos jugadores disputarán el play off, por lo que una vez vayan cerrando su actual temporada permitirán al club avanzar en las incorporaciones que tiene previsto hacer.

Ese proceso aún será algo más largo, pues hasta final de mes no se concretarán los cuatro equipos que ascienden a Segunda y se dará por finalizada la temporada en Segunda División B. Con todo, los partidos que vienen serán una inmejorable oportunidad para que la dirección deportiva pueda seguir monitorizando a sus principales objetivos y despejando dudas en torno a la amplia lista de refuerzos que manejan.

De la resolución de esas eliminatorias, además, dependerá el futuro de algún que otro jugador que mantiene contrato con el club, como es el caso de Zelu. El extremo jerezano tiene un año más firmado con el CCF, pero será jugador en propiedad del Logroñés si los riojanos consiguen el objetivo del ascenso. En el caso de Fernando Román, su cesión al Marbella se cerró por temporada y media, aunque del futuro deportivo de su equipo dependerá también lo que suceda con ese año posterior que le quedaría de contrato con el Córdoba.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios