Córdoba

El nivel de ahorro de los cordobeses es un 65% superior al de antes de la crisis

  • Las oficinas bancarias de la provincia tenían acumulados en depósitos el año pasado 3.918 millones de euros

  • Los créditos concedidos suman 3.337 millones, aunque caen de nuevo

Una mujer observa un escaparate durante las rebajas de verano. Una mujer observa un escaparate durante las rebajas de verano.

Una mujer observa un escaparate durante las rebajas de verano. / juan ayala

Los cordobeses tienen depositados, en las distintas oficinas bancarias de la provincia, 3.918 millones de euros. Este dato se extrae del Anuario estadístico de la Banca en España, publicado ayer por la Asociación Española de Banca, y que se corresponde con el año 2017 al completo. Entre cuentas de ahorro y cuentas corrientes, los cordobeses tienen en las distintas oficinas bancarias casi 4.000 millones de euros, una cifra que es un 65% superior a la del año 2007, cuando empezaron a sufrirse los primeros coletazos de la crisis económica. Ya en los primeros años de la recesión, los depósitos de los cordobeses en los bancos comenzó a crecer, todo con vistas a que, tal y como ocurrió, la situación económica iba a ir a peor.

Esa cultura ahorradora se ha mantenido y, de la misma forma que esos ahorros crecieron durante la crisis, también lo ha hecho en los últimos años. Tan solo hay que mirar los informes justamente anteriores a los del año 2017 para corroborar dicha afirmación. En 2016, las cuentas bancarias de las distintas entidades guardaban 3.670 millones de euros, lo que indica un crecimiento en el nivel de ahorro en un año de casi un 7%. También se registró un aumento con respecto a 2015, cuando los depósitos guardaban 3.555 millones de euros, un crecimiento en dos años de más de un 10%.

Los ahorros depositados en bancos crecieron un 7% con respecto a los del año 2016

Respecto a las características de esos depósitos bancarios, el informe de la Asociación Española de Banca apunta a que 3.116 millones están a la vista, esto es, que el depositante puede retirar el dinero en cualquier momento y sin preaviso; y 802 millones se corresponden con depósitos de ahorro en todas sus variantes. En este caso, si se analizan los últimos datos con respecto al informe de 2016 se percibe que mientras esos depósitos a la vista crecieron (lo hicieron en más de un 142%), los de ahorro sufrieron el efecto totalmente contrario al descender un 41,1%.

El mismo informe apunta además la cantidad de dinero que hay en esos depósitos contabilizados por oficinas bancarias. Teniendo en cuenta que en la provincia hay 129 oficinas, el documento estima que por cada una de ellas hay 31 millones y medio. Además, también aporta la media de depósito de ahorro de cada habitante. En este sentido, cada cordobés tenía en el banco el año pasado, de media, algo más de 5.000 euros.

Los créditos bancarios, por otro lado, descendieron. La actuación de la crisis se percibe muy bien dentro de este apartado. En el año 2007, las distintas oficinas bancarias de la provincia concedieron créditos por valor de 9.190 millones de euros, el año pasado esa cifra se quedó en 5.337 millones. Esto quiere decir que, en una década, la concesión de créditos por parte de los bancos ha descendido casi un 42%, una tónica que se ha ido reflejando año tras año en este documento. A pesar de la recuperación económica, los bancos aún no tienen tanta manga ancha como en aquellos años precrisis y eso se percibe precisamente en los datos de créditos del citado informe. En 2015, esos créditos supusieron un montante de 5.784 millones de euros, una cifra que al año siguiente cayó hasta los 5.651 millones (un descenso de un 2,3%), en 2017 la cifra bajó hasta los citados 5.337, lo que implicó una caída de casi un 6%.

Respecto a los datos de las oficinas bancarias que hay en la provincia, como ya se ha dicho son 129, 53 de ellas en la capital, el 41%. La ratio apunta a una oficina cada 6.110 habitantes y en cada una de ellas se emplean una media de cinco trabajadores. Esa cifra de casi 130 oficina bancarias apunta a una caída gradual de las mismas. La crisis y también la llegada de la banca online hacen cada vez menos operativa una oficina física y los datos lo demuestran. Si en 2017 había 129 oficinas, siete año antes, en 2010, la cifra era de 170. En la serie histórica, el máximo de oficinas registradas en Córdoba se dio en 1990, con 224 locales de este tipo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios