Córdoba

Los médicos vuelven a protestar ante el repunte de las agresiones sanitarias en Córdoba

  • La Delegación de Salud contabiliza 71 ataques verbales y cuatro físicos

  • El 80% de las afectadas son mujeres

Médicos protestan en contra de las agresiones. Médicos protestan en contra de las agresiones.

Médicos protestan en contra de las agresiones. / Laura Martín

El repunte de la violencia preocupa a los médicos del Sistema Andaluz de Salud (SAS). La delegada de Salud y Familia de la Junta, María Jesús Botella, ha informado de que se han contabilizado 71 agresiones verbales y cuatro físicas durante el primer semestre del 2019 en Córdoba, lo que se traduce en un repunte del 26% en comparación al mismo periodo del año pasado. En su mayoría suceden en las salas de emergencia "donde la gente está más nerviosa", pero también se han registrado en las consultas de rutina. 

En este sentido, Botella ha dicho que aunque las agresiones físicas registran un descenso, se mantienen en aumento las verbales. Según las estadísticas, las mujeres, que además son mayoría en el sistema andaluz de salud, son las más afectadas. Un total de 57 mujeres y 18 hombres fueron agredidos en Córdoba durante este semestre. 

Los trabajadores sanitarios han protestado en las puertas del centro de salud de la avenida de América este 11 de septiembre "en rechazo a las agresiones de las que son objeto por parte de los pacientes". En este sentido, el presidente del Sindicato Médico de Córdoba, Manuel Molina, ha asegurado que los médicos, "muchas veces trabajamos en condiciones laborales precarias y con sobrecarga de trabajo" por lo que ha hecho un llamamiento a sus compañeros afectados a "denunciar por lo penal esta situación". 

"Tenemos derecho al descanso, a terminar nuestra jornada laboral ilesos y a la hora prevista y a no ser presos de la sociedad a la que atendemos", ha dicho Molina. A lo que ha agregado que el malestar, decepción o indignación de los pacientes "por no haber cumplido sus expectativas durante nuestra asistencia sanitaria debe dirigirse a través de los medios previstos para ello". 

Medidas de seguridad

Por su parte, Botella ha informado de que entre las medidas de seguridad que han tomado para los centros de salud de toda la provincia figuran 671 cámaras de seguridad, 296 sistemas de GPS en las ambulancias y 134 interfonos. A su vez, han instalado 521 software antipánico, 323 salidas alternativas, 956 teléfonos, 206 timbres de emergencia en ambulancias y 493 en salas de consulta.

Aún así, la consejera ha insistido en que la formación y concienciación de los usuarios es lo más importante. "La violencia no es parte de la solución" ha dicho y ha conminado a los usuarios a "saber las condiciones de dificultad y presión en las que trabajan los médicos" así como "lo que pueden o no hacer para resolver sus problemas".

Por último, Botella ha informado de que trabajan en un nuevo plan de apoyo psicológico y jurídico a los galenos con el acompañamiento de la consejería y todos los responsables del sistema de salud.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios