Córdoba

Los alumnos de Ciencias piden que siga la convocatoria de septiembre

  • Los estudiantes demandan una "mejora notoria" en las infraestructuras de Rabanales

Alumnos del Campus de Rabanales, en el Aulario. Alumnos del Campus de Rabanales, en el Aulario.

Alumnos del Campus de Rabanales, en el Aulario. / juan ayala

La cita con las urnas en las que José Carlos Gómez Villamandos revalidó su puesto como rector de la Universidad de Córdoba (UCO) hizo que el pasado jueves 259 alumnos de la Facultad de Ciencias depositaran su voto. De todos ellos, una veintena fueron a favor de la candidatura del rector de la UCO, mientras que media docena fueron nulos y 233 en blanco. Sin duda, un más que elevado número que puso en evidencia la disconformidad del alumnado de Ciencias con el equipo rectoral o con su forma de trabajo. Desde el consejo de estudiantes de este centro explicaron ayer que este voto se debió a que "la prioridad principal del estudiantado de nuestro centro es mantener la convocatoria extraordinaria en septiembre", mientras que el rector "propone adelantarla, lo que crea un amplio rechazo entre los alumnos". Actualmente, detallaron desde el consejo, "existen dos convocatorias ordinarias de examen en cada cuatrimestre y una extraordinaria en septiembre". En esta última, continuaron, "puedes presentarte exclusivamente a tres asignaturas, mientras que si se cursa una doble titulación, se permiten cuatro". Para ellos, "este calendario no se ajusta a las necesidades de algunas facultades y escuelas, como es el caso de Ciencias". Por ello, consideraron necesario que "cada facultad y cada escuela adapte el calendario de exámenes a las necesidades del estudiantado". Para el consejo de alumnos de Ciencias, este resultado "fue una clara muestra de la disconformidad del estudiantado frente a sus propuestas". No obstante, recordaron que "cada estudiante fue libre de ejercer su derecho a voto de la forma que estimase más oportuna". Por ello, señalaron que una de sus necesidades es que "se mantenga la convocatoria extraordinaria de septiembre y no se adelante a otros mes y también una mejora notoria en las infraestructuras del Campus de Rabanales", que es donde se encuentra ubicada la facultad.

En Filosofía y Letras, por su parte, la situación fue similar, ya que el voto en blanco se elevó hasta los 121, frente a los 167 totales. De ellos, 33 fueron a favor de la candidatura de Gómez Villamandos, mientras que 13 fueron nulos. Desde su consejo de estudiantes indicaron que uno de sus problemas es el horario de las clases de algunos grados -en Filosofía y Letras se imparten hasta 12 titulaciones- y también las infraestructuras. Al respecto, recordaron que llevan "más de dos meses con humedades a causa de las lluvias, lo que demuestra que la facultad no está preparada para este tipo de fenómenos meteorológicos". Recordaron que a principios de curso hubo que reestructurar los horarios de varias titulaciones, "puesto que no se contaba con el número real de estudiantes de cada asignatura, por lo que los profesores se encontraban con una clase de 50 alumnos asignada en una clase con 20 puestos" y señalaron que la biblioteca "a causa de la gran cantidad de alumnado que hay durante estos últimos años, se ve desbordada en los periodos de exámenes". "No tratamos de buscar culpables, sino hallar soluciones lo antes posible", anotaron.

Para el consejo de estudiantes, los resultados en las elecciones tienden "a demostrar una desconfianza hacia las políticas universitarias seguidas por el equipo de gobierno". Así, indicaron que "algunos de los votos en blanco se podrían deber a la poca información que los estudiantes tenían acerca de la campaña". Sin embargo, continuaron, también "reflejan que algo falla cuando hace cuatro años fuimos el centro que más apoyó a la candidatura" de Gómez Villamandos. Para los alumnos de Filosofía y Letras, "tanto desde el Decanato como desde el Rectorado, deben prestar atención a lo que les llevamos a las reuniones" y manifestaron que son conscientes de que "a nivel interno competen al decanato de cada facultad, pero no podemos obviar el hecho de que también dependemos del Rectorado, que debería ser un apoyo si estimamos que las soluciones son insuficientes". Por tanto, añadieron, "creemos necesario que haya un mayor contacto por parte del decanato con el consejo. Todo lo que tenga que ver con la Universidad compete a su equipo de gobierno y debe estar al corriente de todos los problemas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios