Foro de Mercados Santader

La economía se mantiene al alza y tiende a converger con Europa

  • Especialistas de Banco Santander insisten en que se dan las circunstancias óptimas para anclar la deuda de tipo variable a fijo en un escenario de tipos de interés “inusualmente bajos”

Los ponentes, representantes del Banco Santander y del Grupo Joly antes del inicio del Foro de Mercados. Los ponentes, representantes del Banco Santander y del Grupo Joly antes del inicio del Foro de Mercados.

Los ponentes, representantes del Banco Santander y del Grupo Joly antes del inicio del Foro de Mercados. / Juan Ayala

“Con el escenario económico actual, no vamos a tener a corto plazo una hecatombe económica, no vamos a sufrir una crisis como la que comenzó en 2008, ni una fuerte desaceleración como la de 2015; aunque el escenario es de una suave desaceleración, de no crecer como lo hemos hecho en los últimos años, la situación no es desastrosa y tendemos a converger con Europa”. Estas palabras, que contradicen los augurios de los últimos meses al respecto de distintos sectores políticos y económicos, son de la responsable Macro & Strategy Research de Banco Santander, Beatriz Tejero. Unas palabras pronunciadas durante el Foro de Mercados Santander, organizado en Córdoba por el Grupo Joly, por su cabecera el Día, con el patrocinio del propio Banco Santander.

Un foro en el que se ha puesto de manifiesto que Banco Santander en Andalucía cuenta con un equipo especializado en mercados que colabora activamente con las empresas de la comunidad autónoma para cuantificar y mitigar los riesgos financieros de éstas, tanto sobre tipos de interés como divisas, equity, inflación,  liquidez o crédito. Dentro de esta política, el banco que preside Ana Botín desarrolla una serie de eventos públicos –en los que se enmarca el foro– para analizar cuál es el pulso actual de los mercados y las previsiones macroeconómicas, así como los riesgos y oportunidades que se vislumbran.

En una mesa redonda moderada por Miguel Ángel Moragón, perteneciente al equipo de Banca Corporativa y Comercial en Andalucía de Banco Santander, y en la que también ha participado Begoña Martínez, directora de Mercados de Banca Corporativa y Comercial en Andalucía, Tejero ha defendido que “la situación no es ni mucho menos tan mala como podía parecer y lo normal es que nos encaminemos hacia sendas de crecimiento algo más altas y de inflación algo más altas, también; vivimos una desaceleración típica del ciclo, nada más”.

Todo ello en un panorama en el que “somos una anomalía en materia de paro en Europa, junto con Grecia”, ha apuntado. “Hemos bajado del 28 al 13,7% de paro gracias a la reestructuración laboral de 2012 y lo normal es que converjamos con la zona euro hacia una tasa de paro como la que tiene la UE, en torno al 9%, y también lo normal es que converjamos a sus mismos niveles de generación de empleo. Nos va a costar. Los efectos bomba de la reestructuración laboral suelen extenderse, como ocurrió en Alemania, durante diez años, por lo que lo normal es que para 2022 acabe el impacto de la llevada a cabo en España”, ha añadido.

Intervención de Jordi Guash tras el debate, en el que participaron Beatriz Tejero, Miguel Ángel Moragón y Begoña Martínez. Intervención de Jordi Guash tras el debate, en el que participaron Beatriz Tejero, Miguel Ángel Moragón y Begoña Martínez.

Intervención de Jordi Guash tras el debate, en el que participaron Beatriz Tejero, Miguel Ángel Moragón y Begoña Martínez. / Juan Ayala

La experta del Banco Santander ha incidido en que esta recuperación de la economía española se desarrolla en un contexto en el que el pasado año el mundo sufrió económicamente “la tormenta perfecta” con las guerras comerciales de Estados Unidos y con el Brexit, circunstancias a las que se sumó una desaceleración en la zona euro.

“Lo peor ya ha pasado; y esas guerras comerciales y el Brexit tampoco van finalmente a tener consecuencias tan dramáticas; hay que separar lo que se ha cambiado de forma estructural y que ha funcionado del ruido, el ruido geopolítico lo vamos a seguir teniendo, pero la estructura no está tan mal.

Lo importante es que las medidas que se adopten a nivel mundial, tanto en la eurozona como en España, no dañen la estructura, mientras eso sea así estaremos viviendo un ciclo normal y corriente”, ha defendido. “El empleo está en máximos en la zona euro y los sueldos están subiendo, lo que implica que han cambiado las reglas del juego”, ha añadido.

Aunque los medidores invitan a un cierto optimismo a corto plazo –dado que la demanda interna es positiva, la creación de empleo es más o menos también positiva, el crecimiento de los salarios viene siendo continuado y la predicción sobre el PIB está en los márgenes del de la eurozona–, los expertos también apelan a la cautela ante la posibilidad de vaivenes que podrían alterar la economía, como ha quedado claro en el Foro.

Tejero ha insistido en que es importante que la subida del salario mínimo prevista por el nuevo Ejecutivo, “se haga como se hizo la anterior subida; es decir, lo crucial es que se haga como se han hecho hasta ahora los convenios colectivos, negociando entre empresarios y sindicatos y pasito a pasito. Si se hace de golpe puede contribuir a que el empleo no se genere a la misma velocidad que hasta ahora”, ha puntualizado.

En este contexto, Begoña Martínez ha expuesto “los puntos en los que podemos ayudar a las empresas”. La directora de Mercados de Banca Corporativa y Comercial en España ha insistido en que, respecto a los tipos de interés, “están inusualmente bajos y puede ser una oportunidad pasarse de variable a fijo”. “En el tema de las divisas, existe una ligera moderación de mejora del euro respecto al eurodólar y hay que hacer hincapié en el riesgo de balance, porque cada vez las empresas salen al exterior y al final de año se encuentran el riego de que cuando van a hacer la contabilidad descubren que su filial en un determinado país vale menos por la depreciación de la divisa; y eso se puede gestionar”, ha puntualizado.

Luis Rodríguez de la Fuente durante su intervención. Luis Rodríguez de la Fuente durante su intervención.

Luis Rodríguez de la Fuente durante su intervención. / Juan Ayala

En el caso de los tipos de interés, ha insistido en que es el momento idóneo, tanto por los tipos como por los diferenciales, que se encuentran en mínimos de anclar la deuda a tipos fijo. Martínez ha recordado al respecto que las empresas del Ibex “tienen cubierto el 82% de su endeudamiento a tipo fijo, ya que quieren aprovechar esos niveles inusualmente bajos. Desde el banco podemos ofrecer directamente la financiación o bien a tipo fijo o bien con instrumentos de cobertura”.

En cuanto a las divisas, ha recordado que “hay que tener en cuenta tres pilares muy importantes, la liquidez, los flujos de compra y venta, los cobros y los pagos (exportación/importación), que son lo que habitualmente más cubren los clientes, y el riesgo de balance. Esos son los tres puntos que una empresa debería de tener en cuenta a la hora de cubrir la divisa”.

La directora de Mercados de Banca Corporativa y Comercial en Andalucía de Banco Santander ha apuntado que en el caso de las divisas recomienda que “en lo que respecta al eurodólar, con la baja volatidad que está mostrando, estructuras del tipo seguro de cambio con liquidación o compra de opciones prime vanilla, que son las que más valor dan al cliente porque consiguen un recorrido en la cobertura mucho más potente; mientras que en el caso de la eurolibra, al haber más volatidad se pueden hacer estructuras tipo acumulador, tipo knock-out forward, que implican mayor agresividad en la cobertura, porque consiguen mejores niveles. El riesgo de balance se puede cubrir con un seguro de cambio a plazo”.

Ha recordado que el diferencial de tipos entre Estados Unidos y Europa se ha visto incrementado desde 2014, cuando euríbor y líbor cotizaban en niveles semejantes. Eso daba históricamente una ventaja, por esta divergencia generada, a los importadores ante esa pérdida. “Desde el área de Mercados hemos diseñado productos para beneficiarse de este diferencial, remunerando a nuestros clientes en divisa. El atractivo de estos productos es el plazo, que va desde la semana hasta los 24 meses”, ha dicho.

El Foro de Mercados Santander lo ha abierto el director territorial en Andalucía de Banco Santander, Luis Rodríguez de la Fuente, quien ha destacado “la excepcional relación de Banco Santander con las empresas; nuestro objetivo es ayudar a todo tipo de empresas con independencia del sector y del tamaño de las mismas, ser el socio que acompaña su crecimiento, especialmente a las pymes”.

“Desde 2011, Santander ha apoyado a más de 4.500 clientes a dar el salto al exterior y a 2.200 empresas extranjeras a establecerse en España”, ha relatado. Rodríguez de la Fuente ha incidido en que el impulso al negocio internacional de banco Santander “se basa en iniciativas como Santander Play, que permite conectar con más de 16.000 empresas de distintos países para que establezcan relaciones comerciales entre ellas”.

Y lo ha cerrado responsable de Banca Corporativa y Comercial en España de Santander, Jordi Guash, quien ha destacado que “en el área de Mercados, cuando nos reunimos con un empresario, con un director financiero, nos gusta analizar la cuenta de resultados y el balance de estas compañías. Siempre intentamos diseccionar los riesgos financieros, los riesgos que tienen las compañías de forma más importante”.

“Siempre pensamos en cinco hábitos de actuación; hay dos aspectos que son críticos, los riesgos de tipo de interés y adicionalmente mucha de las compañías tienen exposición a monedas extranjeras y a partir de ahí se genera un riesgo de divisas. Adicionalmente hay temas que surgen como el riesgo de la evolución de determinadas acciones, del IPC o de la liquidez”. Ha añadido que en lo que respecta a los tipos de interés “los clientes están cada vez más predispuestos a eliminar su riesgo y utilizan los instrumentos de cobertura más simples a medida, como el de fluctuar a un tipo de interés fijo”, ha puntualizado.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios