Córdoba

Córdoba es la quinta provincia de España con más emigración de médicos

  • El territorio ha perdido en dos décadas al 8,5% de sus galenos colegiados, lo que se traduce en una merma de más de 300 profesionales

Un grupo de cirujanos trabaja en un quirófano del Hospital Universitario Reina Sofía. Un grupo de cirujanos trabaja en un quirófano del Hospital Universitario Reina Sofía.

Un grupo de cirujanos trabaja en un quirófano del Hospital Universitario Reina Sofía. / salas / Efe

El Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos publicó ayer el Estudio sobre demografía médica, en el que se refleja que Córdoba es la quita provincia de España con mayor emigración de médicos, sólo por detrás de Lleida, Tarragona, Valladolid y Salamanca. Según detalló a el Día el representante nacional de Médicos de Atención Primaria Urbana de la Organización Médica Colegial (OMC), Vicente Matas, el periodo que se detalla en el estudio comprende dos décadas, desde 1997 hasta 2017. Los datos apuntan que, en esas dos décadas, la movilidad geográfica provincial de los médicos cordobeses colegiados ha sido de un 8,5%, es decir, que de todos los galenos inscritos en órganos colegiales, ese porcentaje se marchó a ejercer su profesión a otra provincia española. En cifras totales, el informe habla de una fuga por emigración de 312 médicos en 20 años. Aunque hay otras provincias que sufrieron una merma mayor en número de galenos -Madrid, por ejemplo, perdió 1.355-, el porcentaje con respecto al número de colegiados coloca a Córdoba en la quinta posición a nivel nacional. Es la primera, por lo tanto, si sólo se observan las cifras de las provincias andaluzas. En este caso, el informe también sitúa en este ranking a Granada, que ocupa el séptimo puesto (una pérdida de un 7,4% con 375 médicos menos), a Sevilla, que está en el puesto 12 (una merma de un 4,8%, 454 profesionales menos) y Jaén, en la posición 16 (un 2,2% menos, una pérdida de total 43 galenos).

El Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos detalla en su informe las principales causas de que haya provincias que proporcionen profesionales de la Medicina a otras regiones. La principal radica en la oferta de la carrera de Medicina en dichas provincias. Según el estudio, la mayoría de provincias que se sitúan en este ranking tienen formación propia de pregrado, lo que para este órgano médico "pone en evidencia los flujos que se generan a partir de los desequilibrios formativos".

Para que esto no ocurra hay comunidades autónomas que han impulsado medidas que permitan a sus mejores residentes quedarse en las provincias que ellos determinen, posibilitando así la libertad de ejercicio. El informe habla concretamente de Castilla y León, una comunidad que lleva tres años premiando a sus mejores residentes con contratos de hasta tres años en centros sanitarios públicos de la región.

Desde la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) también se ha indicado en más de una ocasión la oposición a cualquier tipo de medida restrictiva. Con ello, lo que ha solicitado la CESM es aplicar otros incentivos que, unidos a mejoras laborales, deberían hacer más atractivo el trabajo como médico en el sistema sanitario. Estos incentivos son, según se detalla en el estudio, la recuperación del poder adquisitivo perdido, la retribución de las guardias como horas ordinarias, una jubilación flexible entre los 60 y los 70 años o la mejora de la financiación sanitaria. Dichas mejoras ya se negocian en el Consejo Interterritorial, por lo que, según el informe, "los propios profesionales entienden que incentivos económicos, profesionales y en especie podrían ser útiles para facilitar la cobertura de determinadas plazas".

En el Estudio sobre demografía médica aparecen, por otro lado, las provincias más receptoras de esos facultativos. En ese ranking quedan reflejadas, precisamente, las otras cuatro provincias andaluzas que no se encuentran en el primer listado. Muy por encima del resto se encuentra Almería, que en estos 20 años ha recibido casi 300 médicos colegiados procedentes de otros lugares. La provincia almeriense no cuenta con facultad de Medicina. Tampoco la tiene Huelva, que recibió 146 galenos en dos décadas; y aunque Málaga y Cádiz sí tienen facultad, también recibieron profesionales, 283 y 98, respectivamente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios