Cine

"Ningún ser humano puede vivir omitiendo su memoria"

  • El cineasta, actor y dramaturgo argentino Daniel Lovecchio, residente en España desde finales de los 70, dirige y protagoniza 'Moira'

Malena Alterio, en una imagen de Moira. Malena Alterio, en una imagen de Moira.

Malena Alterio, en una imagen de Moira.

No se pueden levantar muros contra la memoria, asegura el cineasta, actor y dramaturgo Daniel Lovecchio, algo que demuestra en su película Moira, una historia de ficción que, sin embargo, tiene que ver mucho con su vida, la de un exiliado de la dictadura argentina en España.

Dirigida y protagonizada por Lovecchio, con guión de su hija Nerea Lovecchio, también protagonista de la cinta, Moira llega a los cines este viernes como una llamada de atención frente a las tentaciones de poner silencio y distancia con el pasado. Una cinta en la que participa la actriz Malena Alterio, que también está vinculada personalmente con los acontecimientos que sirven de telón de fondo al drama, al ser hija de exiliados argentinos.

Moira cuenta la historia de Germán, argentino de nacimiento que lleva 30 años viviendo en España con su mujer Rosa y su hija Lucía. El día del cumpleaños de la joven, Germán recibe una llamada que le hará enfrentarse a su pasado. Y este exiliado tendrá que recordar los terribles momentos que vivió en los primeros momentos de la dictadura argentina, de tal forma que la película transcurre en dos planos temporales, la actualidad en España y los años 70 en Argentina.

Lovecchio no se ha basado como director en sus vivencias personales, pero sí lo ha hecho como actor, al dar vida a Germán. "Es una biografía ficcionada; es una ficción aunque tiene que ver con mi biografía -asegura-. Llegué a España en 1979, y lo digo con pudor, como exiliado, y desde entonces vivo aquí. Cuando has venido después de una experiencia traumática o dolorosa desde otro lugar construyes algo como si hubieras nacido, muy contento de estar vivo". Pero luego, "se empiezan a notar las carencias, que hay un pasado que no puedes unir, una discontinuidad que hay en todo exilio", explica.

De esa discontinuidad trata la película, y de la imposibilidad de vivir sin recordar. "Ningún ser humano puede vivir omitiendo su memoria, porque si omite su memoria, omite su experiencia y si omites la experiencia no aprendes, y si no aprendes no puedes vivir. Es un círculo", reflexiona.

Tráiler de 'Moira'.

Con el título, el director ha querido hacer referencia a las figuras del destino de la mitología griega, las moiras, porque, sostiene, "el destino es que no se pueden levantar muros con el pasado, no se puede ocultar el pasado, obviar la memoria".Y si se hace, continúa, todo acaba derrumbándose, "es como un tumor que pasa factura".

A Malena Alterio le ha tocado "de cerca" el papel que interpreta, y aunque siempre, explica, "escarba" dentro de ella lo que puede aportar a los personajes a los que da vida, en esta ocasión tenía muchas referencias, información y vivencias de personas cercanas. En esta cinta interpreta a la madre de un joven Germán en la Argentina de los años 70, con la que se atisban los orígenes de las Madres de la Plaza de Mayo.

Alterio señala que no se trata de una película documental, sino que está insertada en un acontecimiento histórico como fue la dictadura argentina, pero destaca el papel del arte en general y del cine en relación a la Historia. "Sirve para explicarnos a nosotros mismos de dónde venimos, por qué somos así, saber de nuestra historia es fundamental sobre todo si ha habido tantos atropellos e injusticias. Hay que saber qué pasó", afirma.

La guionista de la cinta, Nerea Lovecchio, que interpreta a la hija de Germán, explica que aunque la película narra algo colectivo, como fue el horror de la dictadura, son las vivencias de las dos familias concretas las que se relatan, la de la Argentina de los años 70 y la de la actualidad, y abren una ventana a la intimidad de cada una de ellas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios