Salud

Los hospitales introducen un nuevo sistema para agilizar las Urgencias

  • El Sistema Español de Triaje sustituirá al Manchester desde enero para clasificar a los pacientes según su gravedad.

Comentarios 4

Los hospitales andaluces implantarán en enero el Sistema Español de Triaje (SET) en sustitución del Manchester, que se venía utilizando en mayor o menor grado, para clasificar a los pacientes que llegan a Urgencias de una manera más ágil. Durante el próximo mes de diciembre grandes hospitales como el Reina Sofía de Córdoba comenzarán a introducir este sistema, que ya funciona con buenos resultados en el Costa del Sol y el Hospital de Poniente.

El director del Plan Andaluz de Urgencias, Luis Jiménez Murillo, explica que el Sistema Español de Triaje (SET) es "una aplicación informática que contempla la fragilidad del paciente a la hora de valorar su gravedad, que también sirve para las urgencias pediátricas, a diferencia del Manchester, que no contempla a los niños". Los tiempos se reducen del minuto y medio que de media supone el triaje -clasificación del paciente en Urgencias según su gravedad-mediante el sistema actual (Manchester) a los 35 segundos que de media se necesitan en el SET.

El cambio de sistema en los hospitales públicos se produce a petición de los propios jefes de este servicio que fueron encuestados por el SAS el pasado verano. La mayoría de los responsables de Urgencias (el 90%) prefiere el cambio. El Manchester apenas se ha utilizado durante cuatro años y de manera muy desigual en los distintos hospitales andaluces.

"El SET es un sistema inteligente que tiene en cuenta la experiencia del profesional y que permite registrar datos estadísticos, además de aportar seguridad", añade el responsable. Para su implantación, el SAS ha invertido 300.000 euros y ha formado a 1.200 enfermeros -profesionales responsables del triaje- y a 80 médicos.

La incorporación del SET en los servicios de Urgencias es una medida más del plan de mejora de este servicio hospitalario, que comenzó hace poco más de año y medio en todos los hospitales andaluces. "Otro aspecto clave para mejorar las Urgencias es la gestión de camas para que los pacientes pendientes de ingreso en Observación no tengan que esperar", añade el director del Plan Andaluz de Urgencias, que incide en que "todos los días el hospital tiene que amanecer con camas libres; y si no puede ser, como ocurre por ejemplo en periodos de alta frecuentación, las altas se tienen que agilizar". Para ello "es necesaria la implicación de los profesionales", añade.

Lejos de funcionar como un servicio autónomo, las Urgencias y sus tiempos de espera están condicionados por el trabajo de otros servicios como el Laboratorio, para los análisis; Radiología, para las radiografías o TAC, así como otras pruebas de imagen, como las ecografías. "En el marco de las mejoras de las Urgencias, todos los demás servicios tienen que implicarse para agilizar las pruebas complementarias de modo que garanticen los tiempos de respuesta", añade Jiménez Murillo. Tras reuniones mantenidas en 32 hospitales andaluces, cada centro ha implantado medidas de mejora encaminadas principalmente a la reorganización y la implicación de otras áreas asistenciales, pero también a reformas estructurales. Es el caso, por ejemplo, de la renovación de del espacio de Urgencias en el Hospital Regional de Málaga, que se quedaron obsoletas. Esta obra ya han comenzado con una inversión de 1,7 millones de euros. En otros centros (Hospitales Macarena y Valme en Sevilla; Puerto Real y Puerta del Mar en Cádiz; y Torrecárdenas, en Almería), los gestores hospitalarios estudian propuestas para mejorar el espacio.

El plan establece además unos tiempos máximos de espera: menos de 45 minutos para una analítica; menos de 30 minutos para una radiografía, 90 minutos de máximo para un TAC (en caso de infarto de miocardio o ictus estas pruebas son inmediatas), y 30 minutos para una ecografía. En la reorganización de los profesionales en Urgencias, el plan andaluz prevé la creación de distintos circuitos asistenciales especializados para atender a los pacientes según su gravedad, de acuerdo a las recomendaciones de la Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias (Semes) y de los estándares europeos. El objetivo de esta reorganización es garantizar los tiempos de espera máximos según la gravedad.

"Para la prioridad uno, que son pacientes que no pueden esperar, hay un equipo de profesionales concretos; para las prioridades dos y tres, es otro equipo polivalente; y para las prioridades 4 y 5, casos que pueden resolverse en el centro de salud, hay un equipo de atención básica", explica Jiménez Murillo. Otros tres circuitos más se añaden para las traumatologías; la urgencias de Ginecología-Obstetricia y Pediatría, en aquellos hospitales que no disponen con centros específicos para estas urgencias, como son los comarcales. Mediante estos circuitos los médicos de Urgencias se especializan en el manejo de los pacientes según la gravedad.

Estas medidas se han llevado a cabo entre el 75 y el 100% de los centros hospitalarios andaluces. En los resultados se analizan 50 indicadores y entre ellos destaca el tiempo de respuesta: en el triaje se ha reducido de ocho minutos a cuatro el tiempo medio; y para los casos con prioridad dos, casos muy urgentes, el tiempo medio ha pasado de 22 minutos a 15 minutos en el 85% de los casos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios