EL DÍA DE CÓRDOBA En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Andalucía

La comisión de reconstrucción en la Cámara avanza sin PSOE y Adelante

  • Los socialistas consideran que el PP renuncia  al organismo al ofrecer diálogo fuera del mismo

El presidente de la comisión de reconstrucción, Manuel Gavira (segundo por la derecha), en el Parlamento con diputados de PP, Vox y Adelante. El presidente de la comisión de reconstrucción, Manuel Gavira (segundo por la derecha), en el Parlamento con diputados de PP, Vox y Adelante.

El presidente de la comisión de reconstrucción, Manuel Gavira (segundo por la derecha), en el Parlamento con diputados de PP, Vox y Adelante.

La Comisión para la Reconstrucción Económica y Social de Andalucía avanza sin PSOE y Adelante Andalucía y no tiene visos de que la situación vaya a cambiar. PP, Ciudadanos y Vox, los partidos que forman parte del organismo, aprobaron ayer un plan de trabajo con un calendario trufado de actividad durante los tres próximos meses. No obstante, la comisión ideada para reforzar la salida de la comunidad de la crisis del Covid-19 quedará marcado por la ausencia de la oposición de izquierdas, que ayer insistió en las críticas al Gobierno andaluz por ceder a Vox la presidencia de este organismo.

La fórmula de organización aprobada ayer contempla la creación de cuatro grupos de trabajo dedicados a la sanidad y salud pública, a la reactivación económica, a las políticas sociales y a las medidas de carácter estatal. Cada equipo tendrá que elaborar unas conclusiones a partir de la documentación solicitada y las 16 comparecencias que contempla el plan aprobado ayer en el Parlamento. Está previsto que las declaraciones comiencen antes de que acabe julio. Será el 27 de julio cuando cada grupo de trabajo informe de sus conclusiones y antes de que empiece septiembre la comisión deberá aprobar un dictamen para enviarlo al Pleno de la Cámara.

El PP tendrá las presidencia de los grupos de trabajo de salud pública y recuperación económica, mientras que Ciudadanos encabezará los de política social y de medidas estatales. Si el PSOE y Adelante vuelven le les asignará un grupo de trabajo a cada partido. En la próxima reunión, el lunes 8 de junio, quedará establecido el índice de temas a tratar, el listado de comparecientes y de documentación, y el calendario de trabajo.

Fuentes parlamentarias informan que los grupos que siguen en el organismo están “motivados” a pesar de que la comisión se estrenó con la marcha de PSOE y Adelante. El presidente, Manuel Gavira, de Vox, calificó ayer de “inútil” la fórmula elegida por las fuerzas de izquierda para protestar por ser él quien precisamente dirija los trabajos de la comisión, ya que la formación de Santiago Abascal rechazó la creación de este organismo cuando se planteó su puesta en marcha.

Gavira, que tachó de “decisión partidista” la salida de PSOE y Adelante, les instó a integrarse en la comisión, no sin recordar que la oferta se acaba cuando empiece el trabajo presencial. “Que no acudan a la comisión es muy grave. Representan a muchos andaluces y el ejercicio de responsabilidad lo tienen que hacer ellos, pero están anteponiendo los intereses partidistas a los generales”, insistió Gavira en una rueda de prensa telemática.

La tesis del diputado de Vox es que su partido ya preside otra comisión –la de Cultura y Patrimonio Histórico–, por lo que consideran la marcha de PSOE y Adelante una estrategia política. Es misma postura la defendió ayer el portavoz popular en la Cámara, José Antonio Nieto, que además recordó que Vox, tercera fuerza política en el Congreso, no tiene ningún puesto en la comisión homóloga tras haber sido “laminado”por la mayoría que sostiene al Gobierno de Pedro Sánchez. El diputado cordobés criticó que el PSOE pida al presidente de la Junta, Juanma Moreno, que intervenga para lograr el consenso en la comisión, ya que él planteó liderar una alianza pero los socialistas “con actitud egoísta” registraron inmediatamente la petición de comisión para que no pudiera hacerse así.

Por su parte, los socialistas consideran que el propio PP ha certificado la “defunción” de la comisión de reconstrucción al ofrecer diálogo a PSOE y Adelante fuera de la comisión. “Es un anuncio un tanto sorprendente, pues dice (Nieto) que están dispuestos a hablar con el PSOE fuera de la comisión, en el formato que se quiera, con lo que están certificando la defunción de la comisión, pues si no, no se entiende”, replicó el portavoz adjunto del PSOE en la Cámara, Manuel Jiménez Barrios, que recordó que su partido no volverá al organismo si los partidos del Gobierno andaluz no apartan “a la ultraderecha de la presidencia” del organismo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios