EL DÍA DE CÓRDOBA En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Caso ERE Vox solicita que Chaves y Griñán renuncien a unas "prebendas" que no existen desde 2011

  • El portavoz de la formación, Alejandro Hernández, considera que están "deslegitimados" por la condena de los ERE

  • La mayoría de los privilegios fueron derogados por Griñán y sólo tienen derecho a tener escolta

El ex presidente Manuel Chaves saluda a los periodistas al llegar a la Audiencia El ex presidente Manuel Chaves saluda a los periodistas al llegar a la Audiencia

El ex presidente Manuel Chaves saluda a los periodistas al llegar a la Audiencia / Antonio Pizarro

Vox ha solicitado que los ex presidentes de la Junta Manuel Chaves y José Antonio Griñán renuncien a sus "prebendas" con motivo de la condena en la pieza política del caso ERE. El portavoz de la formación en el Parlamento, Alejandro Hernández, considera que los ex dirigentes socialistas están "deslegitimados" por dicha condena, pero ha obviado que la mayoría de las consideraciones que tienen los ex presidentes de la Junta al dejar el cargo acabaron derogadas por decisión del propio Griñán. 

Hernández, que ha reconocido que no ha planteado al resto de grupos su propuesta, ha llegado a sugerir que los ex jefes del Ejecutivo andaluz renuncien a un complemento a sus pagas de jubilación para que alcance una cantidad equivalente "al 60% del sueldo del actual presidente" de la Junta, ha dicho el portavoz de Vox. José Antonio Griñán eliminó, con motivo de la crisis económica, estos privilegios. Tampoco cobran las cesantías que si cobran, por ejemplo, quienes dejan de ser diputados en la Cámara autonómica. 

Ambos ex presidentes tienen escolta, hecho sobre el que Hernández no se ha pronunciado. Griñán tiene protección oficial por su carácter de ex presidente, pero Chaves lo tiene como consecuencia de haber sido vicepresidente del Gobierno en el último gabinete de José Luis Rodríguez Zapatero. Ninguno de los dos forma parte del Consejo Consultivo de Andalucía, puesto al que tendrían derecho por su condición de ex presidentes y a través del cual podrían cobrar una importante remuneración. Al estar inhabilitados, no pueden acceder a este cargo. 

El estatuto del ex presidente, derogado en 2011

En 2005, bajo el mandato de Manuel Chaves, se aprobó una norma que regula el estatuto del ex presidente de la Junta. Dicho texto daba derecho a mantener una oficina para atender a las labores propias de un ex jefe del Ejecutivo andaluz, pero Griñán acabó con la iniciativa en 2011. Por lo tanto, su antecesor sólo se benefició durante dos años de las "prebendas" de las que Vox habla ahora. 

"Deberían mirarse en el espejo de Jordi Pujol", ha dicho Hernández, en referencia al ex president catalán, que renunció a los privilegios que reconoce el ordenamiento de aquella comunidad cuando se hizo público que tenía dinero en cuentas en Suiza. Vox pretende registrar una proposición de ley que obligue a Chaves y Griñán a hacer lo propio, pero no está claro qué solicitud realizará la formación que soporta al Gobierno andaluz desde el Parlamento .

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios