Andalucía

Juanma Moreno da por cerrados “los tiempos de la corrupción”

  • El presidente de la Junta reconoce que se trata de un “día triste” para la comunidad

Juanma Moreno, en el Palacio de San Telmo. Juanma Moreno, en el Palacio de San Telmo.

Juanma Moreno, en el Palacio de San Telmo.

Una sonriente Susana Díaz desembarcó en San Telmo en los últimos días del verano de 2013. En su investidura, posó para los reporteros gráficos delante del busto de Blas Infante que hay en el patio principal del Parlamento. Lo hizo flanqueada por los dos ex presidentes de la Junta que han sido condenados por su papel en un caso de corrupción, a quienes, dos años después, dejó caer para granjearse el apoyo de Ciudadanos. La secretaria general del PSOE andaluz habló entonces de un “tiempo nuevo”. Y, este martes, Juanma Moreno ha hablado de los “tiempos de la corrupción y la desvergüenza”.

A pocos metros de la Audiencia de Sevilla, donde Manuel Chaves y José Antonio Griñán recibían el fallo de la pieza política de los ERE, el presidente de la Junta recuperó la idea del “tiempo nuevo”, sin mencionar el adjetivo. “Andalucía se ha despojado de los lastres del pasado”, ha dicho el jefe del Ejecutivo desde el Salón de los Espejos que inauguró Griñán hace no tanto tiempo.

El también líder del PP se ha despojado del carné del partido para leer una declaración institucional en la que ha garantizado que “los tiempos de la malversación, del despilfarro, del clientelismo y del descaro se han acabado en la Junta de Andalucía”. La tesis defendida por Moreno es la misma que los miembros de su Ejecutivo llevan diez meses declamando. No en vano se autodenominan el Gobierno del cambio. Ese cambio supone que “los tiempos son otros, pero también las maneras, las prioridades y las personas”.

En su papel institucional, ha evitado hacer críticas a los dirigentes actuales del PSOE –y también a los procesados– pero sí reconoció que la condena del caso ERE es “un hecho que avergüenza”. “Es un día triste para Andalucía”, ha abundado , aunque se ha mostrado convencido de que el “buen nombre” de la comunidad va a quedar “por encima de estos escándalos del pasado tristemente traídos hoy al presente”. Según su diagnóstico, el fallo de la Audiencia de Sevilla es “un gran paso adelante para la Justicia, pero también un paso atrás en la imagen de la política, los políticos y la gestión pública”.

“Andalucía ya no guarda ninguna relación con estos acontecimientos”, ha defendido antes de hacer un llamamiento a los andaluces para que apoyen al actual Gobierno de la Junta y “superen lo peor de un pasado que ya es definitiva y absolutamente historia”. Ha reclamado además un compromiso “por parte de todos” para que “ni Andalucía ni España” se permitan “otro ataque al corazón de la política”.

El papel de azote del PSOE se lo ha quedado este martes la número dos del PP andaluz, Dolores López, quien se ha esforzardo en identificar a los socialistas andaluces con “la mayor trama de corrupción de dinero público de la historia de la democracia”.

Ha quedado claro que el PSOE son los ERE y los ERE son el PSOE”, ha espetado la secretaria general de los populares en Andalucía, que calificó la jornada de “tristemente histórica”. “De los tres o cuatro golfos de los que algunos hablaban se ha pasado a 19 condenados, 68 años de cárcel y 254 años de inhabilitación”, ha añadido la dirigente popular.

López incluso ha parafraseado a José Antonio Griñán para afirmar que “hubo un gran fraude pero también hubo un gran plan” –el ex presidente utilizó una sentencia similar tras declarar en el Supremo durante la instrucción– y, además, ha defendido que dicho “plan” se puso en marcha “en las entrañas del PSOE” cuando gobernaba. “Si hoy se conoce el daño que los socialistas han hecho a los andaluces es porque el PP se personó en los juzgados”, apostilló.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios