El toreo base ilusiona en Berja con su cantera pese al fallo a espadas

  • Los representantes de seis Escuelas Taurinas protagonizaron una semifinal que, celebrada el pasado domingo, dejó buen sabor de boca a los asistentes

Últimamente me parece que, a veces, merece más la pena asistir a una novillada que a una corrida de toros pues uno se encuentra sorpresas alentadores de cara al futuro. Es la cantera que nutrirá y, sobre todo, ilusiona en un panorama que a veces es sota, caballo y rey. No lo digo porque el panorama de los de alternativa aburra, que ni mucho menos pues hay auténticos cracks, sino por las combinaciones que, por repetidas, pueden caer en esta guisa.

Se les nota a los novilleros el lijado y pulido a falta de una mano de pintura o capa de barniz. Saben torear, el que puede muestra su personalidad y sobre todo la ganas por llegar a vivir del toro. Dicen que las escuelas fabrican fotocopias. Lo cierto es que evitan vida errante en las cunetas a la busca de pitón. Es decir, las escuelas son fruto de la modernidad. El tiempo, la afición y la oportunidad darán lugar a las diferencias, escala y escalones.

Todos los anunciados fallaron estrepitosamente a espadas. Claro, torean más que matan. Algunos fallaron en colocación, otros en terrenos o distancias elegidas. Casi todo con mucho temple y buenas maneras. A destacar la elegancia del francés Cayetano Ortiz, los tiempos, pese a la intermitencia, del portugués Gonzalo Montoya, la alegría bulliciosa y decisión de Jonathan López, lo puesto que está Gómez del Pilar de derecha pulcra e izquierda baja y larga, el temple y buena colocación de Espaliu, pese haber sido desarmado cuatro veces, y la superación de Emilio Huerta que tras pasar por la enfermería superó los golpes centrándose en el transcurrir de la lidia.

El compañerismo estuvo a la par que la competencia. Cuando Emilio Huerta fue cogido en un quite por gaoneras, se corrió turno. Pero nadie dejó el suyo para pelear en quites y réplicas y los aciertos del ajeno se miraban de soslayo. ¿Cuándo es la próxima?

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios