Ganadería. Mayor nobleza y menor casta en una campaña en la que destaca El Pilar

La cabaña de bravo, en su conjunto, no levanta cabeza. Paradójicamente, pese al alto número de ganaderías de lidia y al exceso de toros que pobablan las dehesas a comienzos de temporada, el toro que se ha lidiado en las grandes ferias ha apuntado hacia una mayor nobleza y una disminución en su casta, además de bajar en algunas plazas en trapío, como sucedió en Pamplona, la Feria de Toro. Cada día cuesta más ver un tercio de varas, que se está convirtiendo en un simulacro.

En 2012, entre las ganaderías que más triunfos han conseguido con corridas de toros en plazas de máxima categoría se encuentran las de El Pilar, en primer lugar, Valdefresno y Fuente Ymbro. Y con signos distintos -una torista y la otra comercial- han ganado posiciones de cara al próximo año las de Victorino Martín y de Torrestrella. Otros hierros con éxitos puntuales han sido los de José Escolar, Jandilla y Alcurrucén.

El Pilar consiguió varios éxitos. Entre ellos, se distinguió con sendas corridas buenas en dos plazas de máximo nivel torista: Bilbao y Pamplona. Valdefresno, como siempre con predicamento en Madrid, lidió en Las Ventas varios toros importantes: un par de ellos en San Isidro y otro en la Feria del Aniversario. Fuente Ymbro volvió a conquistar Valencia. Victorino Martín logró su triunfo más importante en la plaza de Vista Alegre de Bilbao. Y Torrestrella envió una interesante corrida a la Feria de Abril, otra bien presentada, aunque justa en casta, a San Isidro y un encierro muy bueno a San Sebastián.

José Escolar cuajó una gran temporada en cosos toristas franceses, triunfando en Dax, Mont de Marsan y Ceret, donde el ganadero fue sacado a hombros. Por su parte, los hierros de Jandilla y Alcurrucén han lidiado varios toros, sueltos, de alta nota.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios