Un joven muere tras dispararse con un arma cogida a un guardia civil

  • El fallecido empuñó presuntamente el arma tras forcejear con el agente.

Comentarios 7

Un hombre ha fallecido esta tarde en Torrevieja (Alicante) tras disparar presuntamente sobre si mismo un arma de fuego que, instantes antes, se había caído al suelo en el transcurso de un forcejeo con un Guardia Civil, según han informado fuentes de este Cuerpo armado.

El fallecido es un joven de 32 años, al parecer de nacionalidad ecuatoriana, según han apuntado  otras fuentes próximas a la investigación.

El suceso se ha registrado alrededor de las cuatro y media de la tarde de este lunes en la avenida La Purísima, en el casco urbano de Torrevieja, cuando el fallecido ha requerido la atención de una patrulla de la Guardia Civil que circulaba por esta vía.

Tras detener el vehículo, el joven se ha aproximado a la ventanilla del copiloto y, tras solicitar información sobre la ubicación de una determinada calle, ha esgrimido "un cuchillo de cocina" y lo ha situado a la altura del cuello del agente, según han relatado fuentes de la Benemérita.

Al parecer, se ha iniciado un forcejeo a través de la ventanilla durante el cual el arma blanca ha caído en el interior del vehículo-patrulla.

Según estas fuentes del Instituto Armado, el forcejeo ha continuado en el exterior del coche entre uno de los dos guardias civiles y el  fallecido, quien "al agarrarse al cinturón del agente" supuestamente ha roto la funda del arma reglamentaria, por lo que la misma habría caído al suelo.

A continuación, el joven ha cogido la pistola y el otro guardia civil ha optado por realizar "un disparo intimidatorio al aire" con el objetivo de que el joven "dejara el arma".

En ese momento, este ciudadano, por causas que aún se desconocen, ha situado el cañón del arma contra su pecho y ha disparado. E

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios