Multados los responsables de difundir por 'Youtube' imágenes de prostitutas

  • La asociación de vecinos del barrio madrileño de la calle Montera colocaron una cámara en la zona para transmitir en directo a través de internet el trasiego de prostitutas

Comentarios 1

La Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) ha sancionado con 601 euros a los responsables de captar imágenes de prostitutas en la calle madrileña de Montera y de difundirlas posteriormente a través del portal "Youtube".

El organismo que vela por la protección de los datos personales inició una investigación de oficio tras la captación y difusión de esas imágenes, en las que se ve a prostitutas de la madrileña calle Montera contactar con supuestos clientes y entrar con ellos en un portal cercano.

Se trata de la primera sanción de la Agencia Española de Protección de Datos por la captación y difusión de imágenes a través de sistemas como "Youtube", aunque en la actualidad tiene abiertos otros procedimientos relacionados con este tipo de sistemas.

La investigación de la AEPD concluye que es una infracción grave de la Ley de Protección de Datos e impone una multa de 601 euros a los autores de la grabación y posterior publicación en "Youtube" de imágenes en las que se podía identificar a transeúntes, al incumplir el principio de consentimiento de la mencionada norma.

En su resolución, la Agencia afirma que la medida de distorsión de imágenes personales adoptada en 20 de los 22 vídeos difundidos, así como la voluntad de no dañar la intimidad de los viandantes y el deseo de mejorar la seguridad de la zona, "ha permitido entender que hay una disminución de la culpabilidad" de los sancionados.

Subraya, en este contexto, que la captación y reproducción de imágenes de personas, siempre que permitan la identificación de las mismas, y su publicación en "Youtube", accesible para cualquier usuario de Internet, exige el consentimiento de sus titulares.

A principios del año pasado, la asociación Nuevos Vecinos de Montera colocaron una cámara en la zona para transmitir en directo a través de Internet el trasiego de prostitutas, clientes y proxenetas que tiene lugar cada día frente a sus portales.

La asociación, creada por un grupo de propietarios de esta céntrica calle de Madrid, consideraba que debería ser la Administración la que, al igual que en la Gran Vía o la plaza Mayor, instalara cámaras de vigilancia que disuadieran del ejercicio de la prostitución.

Meses después, el Ayuntamiento de Madrid colocó una treintena de cámaras en la calle Montera y en los alrededores de la Gran Vía para mejorar la seguridad de la zona.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios