El Gobierno aprueba un plan para reducir los residuos que llegan a los vertederos

  • El proyecto aprobado ayer también tendrá como objetivo el frenar las emisiones de CO2

El Plan Nacional Integrado de Residuos 2008-2015 (PNIR), aprobado ayer por el Gobierno, persigue reducir la cantidad de desechos que llegan a los vertederos y las emisiones de gases de efecto invernadero. Para el próximo año el Ejecutivo ha previsto una dotación económica de 23 millones de euros, aunque el Plan Nacional de Investigación Científica, Desarrollo e Innovación Tecnológica (2008-2011) incluye también la financiación de proyectos destinados a la mejora de la gestión de los residuos.

El Plan, según indicó el Gobierno, pretende servir de guía para el desarrollo de políticas específicas que mejoren la gestión de los residuos, disminuyan su generación e impulsar el correcto tratamiento, en coordinación con las autonomías y los ayuntamientos. Sus objetivos específicos son: la reducción, la reutilización, el reciclado, la valoración y la eliminación de los residuos. Para ello, el Plan abarca el tratamiento de los residuos domésticos, de los sujetos a legislaciones específicas (vehículos y neumáticos fuera de uso, pilas y acumuladores, aparatos eléctricos, entre otros), de los suelos contaminados, y de algunos residuos agrarios e industriales no peligrosos. Además, incorpora la Estrategia de Reducción de Vertido de Residuos Biodegradables, para disminuir su impacto sobre el entorno y contribuir a la reducción de gases de efecto invernadero.

Para el grupo ecologista Greenpeace, el plan promueve una tecnología contaminante de gestión de basuras, en alusión a la incineración, e incumple la promesa de poner fecha de caducidad a las bolsas de plástico de un sólo uso no biodegradables.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios