El Ejército rescata a centenares de vehículos atrapados por la nieve en la AP-66

  • La Agencia Estatal de Meteorología asegura que el temporal irá remitiendo "paulatinamente" a partir de este martes.

Varios centenares de vehículos, entre 400 y 600, quedaron atrapados entre el domingo y el lunes en la AP-66, la autopista de peaje que une Asturias y León, debido a las intensas nevadas. Entre los afectados, 178 personas que viajaban en autobús, que como muchos otros tuvieron que ser auxiliados por efectivos de los servicios de emergencia, entre los que se movilizó a efectivos de la Unidad Militar de Emergencias. Esta situación irá mejorando en los próximos días. En concreto, la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) explicó que el temporal irá remitiendo "paulatinamente" a partir de mañana.

El temporal afecta a toda la Península, aunque Castilla y León y Asturias están siendo las comunidades que más están sufriendo las consecuencias de las fuertes nevadas. Según informó la Subdelegación del Gobierno en León, centenares de vehículos tuvieron que ser remolcados tras quedar atrapados en la AP-66, vía que une ambas autonomías, debido a la nieve. Tras más de 10 horas de espera, según fuentes de la Subdelegación de Gobierno, se comprobó que la situación no mejoraba, de modo que las personas que viajaban en autobús, procedentes en su mayor parte de Madrid y Barcelona (con destino Galicia y Asturias) tuvieron que ser evacuados por efectivos de la Guardia Civil de Tráfico en colaboración con la Unidad Militar de Emergencias con sede en León (UME), hasta la capital leonesa para que pudieran pasar la noche.

Durante la jornada del lunes la zona ha podido recuperarse de esta situación a pesar del mal tiempo y de las nevadas, de modo que la AP-66 se abrió al tráfico de todo tipo de vehículos desde las 15:12, según informó Delegación de Gobierno. Esta situación se ha podido solucionar tras adoptar "medidas extraordinarias" para combatir el temporal de nieve en las principales conexiones por carretera con la meseta. El delegado del Gobierno en Asturias, Antonio Trevín, afirmó que durante la jornada trabajaron 22 máquinas quitanieves y 37 efectivos humanos de la UME concentrados exclusivamente en esta vía.  

"Es una autovía muy complicada tanto en su trazado como en el clima y a veces en estas incidencias el problema principal es conseguir que las quitanieves accedan al lugar donde se las necesita", remarcó la directora general de Protección Civil y Emergencias del ministerio del Interior, Pilar gallego, quien señaló que "entiende" el enfado y la desesperación de los ciudadanos que estuvieron atrapados.

Pero hasta que la AP-66 volvió a la normalidad, algunas carreteras que como alternativa tomaron aquellos usuarios que tenían que desplazarse presentaron problemas. Así, se registraron retenciones en el municipio de Caldas de Luna (León), en donde una decena de coches quedaron atrapados. Además, durante la mañana. Un convoy tuvo que escoltar a unos 60 vehículos retenidos en la parte asturiana de Huerna. Renfe decidió restringir la circulación de trenes de media distancia entre Asturias y León por la nieve. Esta medida afectó a dos trenes Gijón-León y otros dos en sentido inverso.

En cuanto a los puertos de montaña, tres de la red principal estuvieron cerrados en la red de carreteras españolas. Otros 30 de la red secundaria también fueron cortados al tráfico debido al temporal. La nieve que cayó de manera intensa en el norte de Burgos y en la zona de Cantabria ha obligado a cerrar el puerto de San Glorio. Además, las malas condiciones climatológicas aconsejan el uso de cadenas o de cualquier otro elemento antideslizante en la red principal en la N625 a su paso por el puerto de Pontones, en la A6 en el Manzanal, y también en la provincia de Lugo en la N6 en el puerto de Campo Árbol. En Galicia más de 5.000 alumnos no pudieron ir a clase.

También en Cataluña la presencia de hielo y nieve afectó a nueve carreteras, dos de ellas -el Coll de Pal y la carretera de La Pobla de Lillet a Toses (Barcelona)- permanecieron cortadas. En otras tres es obligatorio circular con cadenas, mientras que para las cuatro restantes se pide precaución a los conductores.

Atrapados en Granada

A pesar de que el norte es la zona donde el temporal ha dejado una mayor huella, en la provincia de Granada también está sufriendo el frío y allí también quedaron aisladas centenares de personas en una urbanización de Pradollano, en Sierra Nevada en donde, en algunas zonas, la nieve ha superado el metro de altura. La mayoría se encuentran atrapados pero en sus casas y hoteles, por lo que los únicos que preocupan a las autoridades de la localidad son los inquilinos de las autocaravanas que se encuentran en el aparcamiento Los Peñones, cerca de una estación de esquí.

A pesar de esta situación, la Aemet explicó que el temporal irá remitiendo "paulatinamente" a partir de mañana y afirmó que las acumulaciones "puntuales" de nieve de este fin de semana han sido "las previstas". El jefe de predicción del organismo meteorológico, Ángel Alcázar, señaló que "no se han superado las cantidades que habrían hecho emitir otro nivel de alerta", pero indicó que cuando un temporal de estas características afecta al tráfico y a las principales vías de comunicación, a la población le parece que "es más de lo normal" y "muy llamativo".

En alusión algunas críticas emitidas, que acusan a las autoridades de no haber alertado adecuadamente a la población sobre la situación del fin de semana, Alcázar subrayó que se emitieron avisos "para todas las provincias afectadas". "El mapa de España estaba prácticamente iluminado de naranja el sábado y el domingo", añadió Alcázar, que considera que sí se ha avisado oportunamente sobre "lo que iba a pasar". "Lo que pasa es que tampoco hay mucha costumbre de responder a los avisos de nieve, a lo mejor por falta de tradición no nos lo acabamos de creer cuando vemos esos avisos en los medios (de comunicación)", comentó. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios