Descubren una fosa con cerca de 1.000 cadáveres en Bosnia

  • Documentos recuperados de la fosa en esa localidad apodada como el "Valle de la Muerte" demuestran que las víctimas eran de Srebrenica, indicaron los expertos forenses.

Comentarios 14

Expertos forenses informaron hoy de que han desenterrado cerca de 1.000 esqueletos pertenecientes a víctimas bosnias de la masacre de Srebrenica en 1995 en una fosa común en la remota localidad de Kamenica.

Documentos recuperados de la fosa en esa localidad apodada como el "Valle de la Muerte" demuestran que las víctimas eran de Srebrenica, indicaron los expertos forenses. El enclave, situado en el este, se encontraba bajo protección de la ONU cuando fue invadido por las fuerzas serbo bosnias cerca del final de la guerra, que duró desde 1992 hasta 1995.

"Cerca del 90 por ciento de los restos tienen marcas de disparos y algunas de las víctimas tenían los ojos vendados y las manos atadas con cuerdas", explicó Vedo Tuco al borde de la tumba donde se encuentran trabajando los forenses. Los expertos esperan completar las exhumaciones mañana, aunque indicaron que el trabajo que comenzaron hace dos meses no terminarán hasta la semana que viene.

Tuco indicó que algunos de los restos son de niños de 14 o 15 años y que las víctimas fueron asesinadas cerca de Srebrenica y trasladadas al pueblo de Kamenica desde sus tumbas originarias tres meses después de la ejecución. Los serbo bosnios enterraron primero los cuerpos cerca de los lugares de la ejecución, pero después los desenterraron con escavadoras y volvieron a enterrarlos en fosas comunes "secundarias" para intentar esconder los crímenes.

"Hay un caos absoluto en esta fosa común, algunos de los restos encontrados aquí serán probablemente reasociados con los cuerpos que ya habíamos exhumado de otras fosas comunes descubiertas en esta localidad", explicó Tuco.

Existen unas 12 fosas comunes en un terreno de unos 7 kilómetros de longitud, localizado cerca de la única carretera del remoto y casi abandonado pueblo, principalmente musulmán. En las fosas encontradas anteriormente se han identificado cerca de 3.000 partes de cuerpos.

"Probablemente pensaron que nadie volvería aquí nunca y descubriría su crimen", comentó Tuco, quien añadió que se ha localizado una nueva fosa en el pueblo, aunque no se comenzarán los trabajos en ella hasta la primavera a causa del mal tiempo.

Aun así, advirtió de que "la identificación de los cuerpos que se han encontrado llevará tiempo debido a que están desmembrados y en muy mal estado". "Por ello es muy importante recuperar hasta las partes del cuerpo más pequeñas".

Camila Mehmedovic, de 61 años, una de las pocas habitantes que regresó a Kamenica tras la guerra, sacaba a pastar a sus ovejas en el mismo lugar donde se encontraba la fosa común. "Si hubiera sabido que iba a ser así, no habría regresado jamás", afirmó. "Dondequiera que voy se están desenterrando huesos y no puedo escapar del olor de los cuerpos en descomposición, realmente es el Valle de la Muerte", concluyó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios