La Campus recibe visita 50 ancianos entre carrera robots y lanzamiento cohete

  • Medio centenar de ancianos procedentes del municipio castellonense de Pina de Montalgrao, en donde residen sólo 156 habitantes, han visitado hoy la Campus Party en la sección de Astronomía

La mayoría de los vecinos ha participado en un curso de informática realizado durante una semana en colaboración con la Conselleria de Justicia, en el que aprendieron "a utilizar el ratón, crear una cuenta de correo, navegar por algunas tiendas -virtuales- para hacer compras y mirar las cuentas bancarias", ha resaltado su profesora en este bautismo informático, Raquel Navarro.

Estos improvisados "campuseros", de hasta 84 años, han tenido la oportunidad de demostrar sus conocimientos ante un ordenador y han evidenciado que, aunque siguen "un poco verdes", siguen interesados en aprender, por lo que han recibido una serie de instrucciones virtuales para recordarles cómo acceder a Internet.

Su actitud positiva ha sorprendido a todos, especialmente la de la decana del grupo, Josefina Izquierdo, quien mañana celebrará su octogesimoquinto cumpleaños con un ordenador que el conseller de Justicia, Fernando de Rosa, se ha comprometido a enviarle.

"Tengo ilusión y no me aburre", ha señalado Josefina sobre su intención de aprender algo más de informática, aun reconociendo que sus nietos seguirán aventajándola.

Otros siguen siendo más reticentes, como Antonio, quien a sus 77 años -y sin haber asistido al curso de informática organizado en Pina del Montalgrao- ha admitido que "lo de los ordenadores es complicado para las personas de edad avanzada".

"Es verdad que les cuesta, pero también es la gente que más ilusión tiene", ha destacado la profesora del curso, quien posteriormente les ha entregado el diploma acreditativo.

Mientras tanto, la Campus Party ha continuado su ritmo habitual con talleres, conferencias y demás actividades, entre las que ha destacado una carrera de pequeños robots "artesanales", la mayoría de ellos con forma de araña.

Está previsto otra competición en la que los participantes serán robots fabricados con piezas de Lego.

También se podrá disfrutar del lanzamiento de varios cohetes realizados por los propios "campuseros" con botellas de plástico durante un taller llevado a cabo ayer, y que se levantarán del suelo "unos 10 ó 15 metros" a través de un propulsor, según ha explicado Fernando Ortuño, uno de los coordinadores del área de Astronomía.

Asimismo, el "plato fuerte" de la jornada será el lanzamiento previsto de un cohete de medio metro de altura propulsado por pólvora y que portará en su interior "una lata llena de sensores" que permitirá realizar algunas mediciones atmosféricas.

"Éste podría subir hasta diez kilómetros, pero para eso necesitaría unos permisos especiales, por lo que se levantará a unos 100 ó 150 metros del suelo", ha asegurado Ortuño, quien también ha explicado que el cohete dispone de un paracaídas para cada una de las tres partes en las que se divide el cohete una vez llega a su altura máxima.

Por su parte, los "campuseros" muestran en Feria Valencia sus instalaciones de refrigeración líquida -que permiten al ordenador estar conectado 24 horas al día sin un excesivo calentamiento ante tanta descarga y videojuego-, torres donde la madera cubre el tradicional plástico o incluso una máquina recreativa similar a las que antaño se encontraban en cualquier bar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios