Los cambios en la conducta sexual pueden influir en la incidencia del VPH

  • Los adolescentes españoles muestran por lo general una edad más temprana en la iniciación sexual y con un mayor número de parejas, según un estudio

En los últimos lustros han tenido lugar cambios importantes en el comportamiento sexual de las mujeres españolas. Los segmentos de población más joven muestran una edad más temprana en el inicio de las relaciones sexuales y un mayor número de relaciones y parejas distintas. Ambos son los principales factores que pueden producir cambios en el virus del papiloma humano (VPH) y, consecuentemente, la prevalencia de la incidencia de cáncer cervical en España. Esa es una de las conclusiones principales del estudio Afrodita, que ha contado con la participación de 6.852 mujeres de todas las comunidades autónomas. Su objetivo era aportar datos actuales sobre los hábitos sexuales de las españolas y evaluar los conocimientos y prácticas de las medidas para prevenir el cáncer de cérvix. El trabajo ha sido realizado por investigadores del Instituto Catalán de Oncología y del Hospital Clínic de Barcelona, con patrocinio de GlaxoSmithKline.

A través de la realización de cuestionarios a 11.086 mujeres de entre 18 y 70 años, los investigadores obtuvieron datos sobre el número de parejas sexuales, métodos anticonceptivos, el cribado del cáncer cervical y determinadas características socio demográficas. El estudio confirma cambios importantes en el comportamiento sexual de las mujeres españolas. Las cohortes más jóvenes muestran una edad más temprana en la iniciación sexual y mayor número de parejas sexuales. Según los autores, "estos son los principales factores que pueden inducir cambios en el virus del papiloma humano y la prevalencia de la incidencia de cáncer cervical en España".

Esto tiene su explicación en que el inicio cada vez más precoz de las relaciones sexuales entre los adolescentes ha favorecido un incremento de las infecciones de transmisión sexual en bloque. Especialmente de aquellas en las que el preservativo no ofrece una protección del 100%, caso del VPH. La multiplicidad concurrente de parejas y las características específicas del epitelio genital de las adolescentes facilitan la adquisición de estas enfermedades. La cifra media edad de la primera relación sexual fue 20,9 años. Aunque un tercio afirmaron haber tenido su primera relación antes de cumplir los 19 años. Entre las mujeres sexualmente activas, el 70,6% afirmó haber sido monógama y el 6,4% haber tenido más de cinco parejas sexuales. El porcentaje de mujeres de menos de 25 que afirmaron haber tenido dos o más parejas sexuales fue cuatro veces mayor que las de 56 en adelante. El porcentaje de mujeres de 25 o menos que habían tenido su primer coito antes de los 18 fue 39 veces mayor que el de las mayores de 56.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios