El debate de la inmigración

Habla el inmigrante

  • Dos latinoamericanos, un marroquí, una nigeriana, un chino y una rumana, todos residentes en Andalucía, han debatido para RdA sobre la realidad de los inmigrantes y los últimos asuntos que han tenido como centro este colectivo.

El PSOE ha planteado en su congreso el debate sobre el voto inmigrante, un asunto que está dispuesto a llevar al Parlamento en el próximo curso. Algunos sectores han dicho que la medida es electoralista.

Manuel Eso depende del punto de vista. La incorporación al voto de un inmigrante, da igual de dónde sea, se puede ver como un buen gesto en cuanto participación, representación y aportación por nuestra parte. Y también se puede hablar de algo electoralista, usado como maquillaje para ocultar los problemas.                                                                                                                                               Driss Vivimos aquí, y tenemos derecho. Nosotros no entramos en el juego político.Es un derecho que tenemos y me parece muy bien.  

Heidi Si vives en una sociedad en la que estás aportando como cualquier persona de acá, veo normal que haya un derecho a elegir quién te va a regir un tiempo. No sé por qué se nos tiene que limitar en las cosas que no conviene.   

Driss Para mí no votar es raro. Lo tengo todo aquí, mi casa, mi trabajo, todo.Pero no tengo derecho a votar.Es muy raro. 

Manuel Ahora nos dicen que quieren hacerlo a través de convenios, para que los españoles también puedan votar en los países de origen. ¿Por qué ese miedo? ¿Por qué no se va al criterio sano de estamos aquí y aquí decidimos que voten los inmigrantes? Que no seamos vistos como mano de obra o folclore, sino como un aporte social.

En Andalucía, hemos asistido recientemente a dos tragedias humanas con la llegada de pateras a las costas de Granada y Almería. ¿Cómo se puede evitar esto? En Marruecos las mafias hacen ya hasta cursos de natación para enseñar a nadar.

Driss Yo no puedo negar que haya mafia, y que hay una culpa importante en el Gobierno marroquí. Si hay dinero se controla; si no, no. ¿Por qué viene la gente aquí? Para encontrar cosas. No  tenemos trabajo, ni derechos, ni dinero, y pensamos que en España hay cosas. La mayoría de los que vienen a trabajar aquí lo primero que piensan es en comprar un coche de última marca. Cuando vuelven al pueblo la gente ve eso. La mayoría de los marroquíes piensa que eso es España: dinero, casas. No hay asociaciones en Marruecos para explicar a la gente que sin papeles no hay trabajo y con todo en regla tampoco hay mucho, porque ahora hay crisis.  

Manuel Todo el dinero que se gastan en reuniones y protegiendo las fronteras, ¿por qué no lo usan dando información? ¿Por qué los medios no juegan ese papel real y abierto? Siempre están maquillando la verdad. Si yo estoy en mi país con una situación económica apremiante y veo la Torre del Oro, el río Guadalquivir, coches de caballos y gente riéndose, entonces quiero venir. ¿Por qué no muestran las 3.000 viviendas?

Driss La mayoría no sabe la realidad. Yo tengo fotos de como se trabaja a veces en Huelva y Almería, muy mal, pero no hay forma de dar a conocer eso. En España hay dinero. Eso es lo que se sabe. ¿Qué haces?

Verónica En el caso rumano, la inmigración comienza a llegar a España porque es propio Gobierno español el que pide contratos en origen. Muchos han venido en temporada de fresa, porque se sabe que se gana dinero. Pero ahora está cambiando la cosa. La vida en España es distinta y la gente se está marchando otra vez a Rumanía. La Unión Europea está aportando fondos para la construcción de carreteras y muchos constructores españoles están marchando hacia allí. Igual que muchos compatriotas míos.

Gloria Quisiera hablar de la situación en África. Yo visito con frecuencia la región de donde soy, al sur de Nigeria, y allí la vida está cada vez peor. Hay mucho petróleo, pero está monopolizado por las multinacionales, que, además, no cuidan el medio ambiente. Te encuentras petróleo hasta por la calle. Mientras, la gente está sin recursos, sin agua... De todos los países africanos, sólo Senegal tiene convenios para contratar en origen. Y los visados son imposibles de conseguir hoy en día. Una de las salida son las pateras. Y, aunque éstas llegan a Andalucía, la idea de los que van en ellas es ir más al norte, a Francia o Reino Unido. Esta región, e incluso España, sólo es un lugar de paso.

No sé si conocéis casos de situaciones dramáticas de inmigrantes como consecuencia de la crisis económica. ¿Cómo está afectando a la inmigración?

Manuel No me gustaría puntualizar en casos concretos. La indefensión del inmigrante está ahí. Es algo que estamos viviendo cada día, por culpa de un entorno social y político, y por culpa de los mismos inmigrantes. Tendemos a exigir, y cuando se nos da callamos y nos olvidamos. Y, obviamente, el palo le cae al más débil. ¿Usamos a los inmigrantes para el boom económico y ahora que no lo hay no reconocemos su aporte? El inmigrante tiene miedo.

Heidi Tengo que decir que yo entiendo la posición de los de aquí. Es decir, entiendo que, en esta situación, primero piensen en lo suyo y luego, en lo de los demás.

Driss Heidi, una pregunta. ¿Crees que el inmigrante es de segundo grado?

Heidi Tú, si fueras el presidente de tu país, ¿qué harías? 

Driss Serían iguales. Es un derecho. Tu derecho. Mi derecho.

Puede ser que una cosa sea el ideal, lo deseable, y otra muy distinta la realidad.

Driss Este es un tema muy fuerte, porque este concepto deriva en racismo. Seguro.Tenemos miedo de la gente y se empieza a decir: tú, inmigrante, me quitas el puesto de trabajo.

Manuel En mi país hay miles de desplazados hacia Ecuador por causa de la guerra. Y allí se arreglan los papeles y se piden los permisos. La situación de asilo político se ha humanizado, no se ha politizado. Y la situación de asilo político debe de ser humana, no política. 

Driss Si pensamos en este tema como problema, es un problema. Si lo pensamos como un derecho, ¿buscamos la solución?  Heidi Te digo una sola palabra: egoísmo. Lo noto más en Europa que en cualquier otra parte. Pero esto siempre ha sido así, en todos los países. Cuando llegas a cualquier sitio, se nota que rige desde un principio la frase primero va lo mío. Que conste que yo no estoy de acuerdo con ese pensamiento, pero lo entiendo.

Manuel  Los inmigrantes debemos tener, de todas formas, sentido de pertenencia al país en el que estamos. Tenemos que sentirlo como propio y sentir que lo tenemos que cuidar y aportar no nuestro. Es un deber social con el país que nos ha recibido y nos ha documentado. Pero también debe haber un esfuerzo de comprensión por la otra parte. Si un grupo toca en la calle música de su país y con vestidos exóticos a la gente le hace gracia. Nadie se preocupa de si han comido ni de lo que necesitan. No se nos suele preguntar. Se nos imponen cosas que creen que necesitamos.

Gloria Nosotros nos tenemos que adaptar, es cierto, pero los españoles también. Es importante la percepción que tengan de nuestras costumbres. Un ejemplo: el otro día, una vecina me miró con muy mala cara porque estaba cocinando unas verduras al modo de mi país, Nigeria, y olía mal. Era cierto. ¿Pero es que aquí no huele mal la coliflor cuando se cocina?

Verónica Hace una semana, una chica con un hijo recién nacido apeló a una institución eclesiástica para que le ayudara, y no obtuvo respuesta. Esto no puede pasar en la España del siglon XXI. Otros rumanos me han contado cosas parecidas y lo han pasado mal.  Han dejado su trabajo pensando que en España se harían ricos y se encuentran en una situación económica peor, viviendo en el campo, sin comida, sin casa... Nadie nos ha preguntado por qué se roba, por qué a veces hay violencia. En el campo, muchos patronos no pagan el sueldo, y el padre, cuando ve que no hay para dar comida a los niños, va a robar. Y eso no sólo lo hacen los rumanos. Lo haría otra persona en su situación.

Junto al de los rumanos, el de los chinos también es un colectivo asociado a tópicos.

Thomas Me vais a perdonar, pero, aunque llevo cinco años aquí, aún me cuesta hablar bien castellano. Quiero aclarar algunas cosas, a propósito del tema de los tópicos. La mayor parte de los inmigrantes de mi país que están en España y Andalucía proceden de una región que se llama Zhejiang. Es un lugar en el que hay mucha tradición de hacer negocios, de siempre; son gente a la que no le interesa tanto estudiar o aprender culturas como hacer dinero. Por eso no saben el idioma y no están integrados en la sociedad a la que van. Es ahora, con el desarrollo de mi país, cuando empieza a salir gente con otras inquietudes.

¿Cómo es posible que, sin saber apenas hablar el idioma, puedan arreglar la documentación para montar un negocio?

Thomas Eso no lo sé. Aunque tengo que decir que algunos han reclamado mis servicios para que les haga traducciones.

Cambiando de tema, ¿habéis tenido problemas en vuestra vida cotidiana por el hecho de ser inmigrantes?

Heidi Cada día.  

Manuel Creo que es mejor no particularizar el tema.

Quizás sea el mejor modo de visualizarlo.

Manuel Palacín Entonces estaríamos mirando al inmigrante como el pobrecito, y estaríamos hablando del pesar de esa persona. Si yo digo que el colombiano llamado tal está así, nos compadecemos de él, pero es que no sólo le pasa a él: también al ecuatoriano, al guineano, al marroquí... Queremos una normalización, en el sentido de que si a los inmigrantes se nos documenta somos tan ciudadanos como los demás.

Me gustaría conocer vuestra opinión sobre la recién aprobada directiva europea de retorno de inmigrantes, que amplía la posibilidad del periodo de retención de los ‘sin papeles’ a un año y medio.

Manuel Es una medida sancionadora y castigadora. No se nos culpabiliza directamente, pero se está mandando el mensaje de que en tiempos de crisis se golpea a la inmigración.

Driss Creo que, además, España se suma a una ola cuando realmente aquí la inmigración es muy reciente. Hay países, como Bélgica, donde las familias mixtas son normales. Aquí no hemos llegado ni mucho menos a donde han llegado Francia o Alemania. También es cierto que tenemos menos experiencia, y los países pagan eso. Pero también hay cosas positivas.

¿Por ejemplo?

Driss Hay trabajo. Dentro de la cris hay trabajo. ¿Por qué no iba a haberlo? Hay inmigrantes que están en sus empleos sin problemas, y sigue viniendo mucha gente con permiso de trabajo. Eso es positivo.  

Manuel Quisiera precisar algo respecto al tema de la directiva. No nos hemos preguntado cuánto están retenidas las personas sin papeles en España. Dice la legislación que lo máximo son 40 días, pero algunas están cuatro días, otras 15, otras sesenta y hay gente que ha permanecido meses en Barajas. Venían de una región concreta de un país africano, con dialecto propio, y no había traductor. Hasta que no lo hubo pasaron muchos meses. Cuando llega una patera, ¿se acoge a los que llegan o se les retiene? En Almería ha habido mujeres encerradas entre rejas, con niños. No sé qué potencial delictivo puede tener un bebé de seis meses.

Gloria Y nos quedamos, además, con esa imagen. Por Barajas llegan muchísimos más inmigrantes sin papeles, pero muchos más. Y más que vendrán.

Driss Hay también un juego muy complicado, perverso. Si es negro, es inmigrante, y se le trata como un pobrecito.Si es marroquí, no. Se nos devuelve inmediatamente a nuestro país. Es un juego muy complicado.

Manuel No es un secreto de Estado que hay aviones que se fletan, da igual a donde sea y quién vaya, sea blanco, negro o amarillo. Y cuando vienen a Canarias los dejan en la Península y allí los sueltan. Ahora se están sacando de la manga una nueva forma de organizar la inmigración a nivel europeo. Nos quieren vender esto como un fenómeno nuevo, pero no es así. Y en España lo es relativamente.

Gloria No reparamos en que España ha sido país de emigración. Y no es verdad que todos fueran con papeles, como se argumenta ahora. A América fueron muchos que no tenían documentación, y yo he traído a mi programa de radio a personas que habían viajado de polizones en camiones hasta Suiza.

Algunos miembros del Gobierno han alabado la postura de la Generalitat de Cataluña de ‘segregar’ a los niños inmigrantes con dificultades para el idioma. ¿Qué opinión os merece esta política?

Verónica. Yo soy profesora, lo he sido en Rumanía, y creo que un niño donde mejor aprende es en la propia escuela del país, mezclado con los españoles. Eso sí, hay que valorar la especificidad de esos alumnos y tampoco arrancarlos de sus raíces. Yo misma, el curso que viene, impartiré clases de cultura y lengua maternas, en este caso la rumana.

Manuel. Es sabida la crueldad, sin maldad, de los niños con el que es diferente, pero aún así pienso que separar es igual a marginar. Me gusta hablar más de participación que de integración y yo creo que un inmigrante debe de participar en el colegio como los demás. No creo que el idioma sea tanto problema. Los niños son esponjas. De todas formas, si se trata sólo de enseñar el idioma para que el acoplamiento sea más fácil, no tengo muchas objeciones.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios