Las manos que tejen un viejo arte

  • El expositor de Juana Ramírez es uno de los más peculiares de la muestra Luart

La Feria de Artesanía de Lucena -Luart- es una caja de sorpresas para los miles de curiosos que se están acercando desde el pasado jueves a las instalaciones. Son 60 expositores que muestran una gran variedad de oficios, algunos de ellos centenarios, ligados a la particular historia de esta ciudad de la Subbética.

Un paseo por Luart quedaría incompleto sin detenerse en el expositor de Juana Ramírez La Bordadora, una mujer que desde los 12 años ha trabajado en la confección de mantelería, bordado de mantos para diversas cofradías o elaboración de trajes de lucentina para las fiestas Aracelitanas. Juana, quién ha confesado que "es una profesión en la que hay que luchar mucho, pero es preciosa", ha colaborado con distintas cofradías, como la de Nuestro Padre Jesús Amarrado a la Columna o la Archicofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno, así como distintas hermandades de Espejo o Montilla. Asimismo, Juana explica la evolución de su oficio, "puesto que "comencé dedicándome más a los ajuares de recién casado, mantelería o sábanas, pero con el paso de tiempo se ha ido perdiendo", por lo que desde hace dos años tiene una dedicación especial al trabajo cofrade, siempre con la idea de convertir en arte su vetusto oficio de tejer.

Otro de los expositores llamativos de Luart es el de la Asociación de Artesanos de la Madera de Olivo de Castro del Río o la Asociación de Artesanos de Priego de Córdoba, la Alfarería Sartén, los orfebres Gonzalo Angulo o Hermanos Granados, donde un alfarero elabora en el propio stand vasijas y jarrones.

Además, Luart 2007 cuenta con varios expositores dedicados a la alimentación artesanal, como el aceite, el vino o el jamón, sin olvidar los cafés Perla Negra, que cuenta con espacios dentro del propio expositor para la degustación de sus productos. Los organizadores -la Asociación de Artesanos de Lucena- de este peculiar encuentro, con su presidente a la cabeza, Agustín Ramírez, no se cansan de lanzar guiños a los lucentinos y toda la Subbética para que acudan a una muestra que, a buen seguro, no deja indiferente a nadie.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios