Los ajeros plantean crear un sello de calidad para sobresalir en el mercado

  • La Junta habla de constituir una Organización de Productores de Frutas y Hortalizas

"En el año 2008, los ajeros no pueden ir vendiendo cada uno por su lado". El delegado provincial de Agricultura, Francisco Zurera, inauguró ayer la octava edición de la Feria del Ajo de Montalbán con este mensaje: "En los tiempos de crisis que corren, tenemos la obligación de superar las dificultades todos juntos". Y es que, según Zurera, la crisis económica que atraviesa España no le es ajena al sector del ajo cordobés, que se enfrenta a un mercado cada vez más saturado, con una oferta difusa y hasta dividida. Por ello, Zurera planteó una solución: "La creación de una Organización de Productores de Frutas y Hortalizas (OPFH) para comercializar todos juntos" y bajo un mismo sello.

El guante ya ha sido recogido por un grupo empresarial montalbeño. De momento, según ha podido saber El Día, cuatro de los ajeros más importantes de Montalbán -que aglutinan más de la mitad de la producción total- ya han puesto sobre la mesa la necesidad de constituirse en una organización con el objetivo de poder poner en el mercado productos amparados bajo un sello de calidad concreto y reconocible con el que poder sobresalir en el mercado internacional de alimentos.

Poco a poco, la propuesta va tomando forma y cuenta ya con el compromiso de estos cuatro empresarios. "Primero crearemos la Organización de Productores de Frutas y Hortalizas, que abriremos al resto de los empresarios que se quieran sumar en un futuro, y luego daremos pasos para poder contar con un sello de calidad o con una denominación protegida", explicó ayer Manuel Vaquero, uno de los ajeros que capitalizan esta iniciativa.

"Ahora más que nunca necesitamos estar unidos para poder vender en el mercado bajo una única marca", insistió el delegado de Agricultura. Y es que el panorama al que se enfrenta el sector del no es muy halagüeño, sobre todo después de la invasión en los mercados europeos del ajo producido en China -que ha desplomado los precios- y ante el gran descenso en la producción cordobesa que se ha registrado en la cosecha de este año.

Según explicó ayer el presidente de la Asociación de Productores de Ajos de Andalucía (Aprocoa), Miguel del Pino, las lluvias de esta primavera han sido letales para la cosecha del ajo temprano, que supone el 70% de la producción total cordobesa. Además, Del Pino puntualizó que los mercados están "muy parados", ya que en los almacenes aún queda producto del año pasado y que los precios siguen siendo muy bajos, oscilando entre los 60 céntimos y el euro por kilo, por los 1,20 euros de media que se pagaron el año pasado.

Precisamente, para superar esta situación, ayer abrió sus puertas la feria. Como gran novedad, esta edición estrena un nuevo pabellón con aire acondicionado y acoge no sólo a los empresarios del ajo montalbeño, sino al resto de emprendedores de este municipio de la Campiña Sur.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios