La Confederación amplía el periodo de regadío hasta final de septiembre

  • Los agricultores que aún no hayan consumido su dotación de 2.500 hectómetros cúbicos por hectárea podrán hacerlo con tranquilidad · El agua se destinará sobre todo a olivar y a los cítricos del Guadalquivir

Comentarios 1

Los agricultores cordobeses con derechos de agua procedente de los embalses podrán regar hasta mediados o finales de septiembre. La Junta Técnica de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) ha atendido las demandas de la Federación Andaluza de Regantes (Feragua) en la provincia de Córdoba. En primavera, la CHG decidió que el desembalse en Córdoba se cortaría el 15 de agosto, tal y como ocurrió el año pasado.

Sin embargo, Córdoba era la única provincia andaluza donde la CHG impediría el desembalse a partir del 15 de agosto, ya que tanto en Jaén como en Sevilla se permitirá hasta mediados de septiembre, según informó ayer el secretario general de Feragua, Pedro Parias. Por ello, se demandó a la CHG la ampliación del calendario para aquellos regantes que todavía no hayan agotado la dotación de agua permitida este año, limitada en 2.500 metros cúbicos por hectárea. Feragua justificó que la mayoría de los cultivos cordobeses de olivar y cítricos se verían beneficiados del riego en septiembre, y no en agosto, por una mera cuestión agroclimática.

Las zonas que se verán beneficiadas por esta ampliación de regadíos serán las del bajo Genil y la de toda la Vega del Guadalquivir. Entre Alcolea y Villa del Río, las parcelas que podrán recibir riegos hasta finales de septiembre están dedicadas fundamentalmente al cultivo del olivar. Mientras, en la comarca agraria de la Vega del Guadalquivir (desde el término municipal de Córdoba hasta Palma del Río) la mayoría de los cultivos son cítricos y árboles frutales, aunque también se regarán algunos olivares y plantaciones de algodón.

A partir de ahora, cada agricultor que aún no haya consumido sus 2.500 hectómetros cúbicos del año podrá solicitar a la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir su deseo de usar esta dotación más allá de la fecha del 15 de agosto.

El principal pantano desde el que se podrá desembalsar agua será el de Yeguas, en la provincia de Jaén, para la zona del Alto Guadalquivir. Sin embargo, tanto el Bembézar como La Breña están en condiciones de aportar agua a la Vega del Guadalquivir. Por contra, el embalse de Iznájar, que surte de agua al canal del Genil-Cabra, se encuentra en una situación crítica, al 17,7% de su capacidad.

Para el presidente de Feragua, José Fernández de Heredia, "no se trata de pedir más agua de la aprobada, sino de optimizar en el tiempo el suministro de agua, para rentabilizar al máximo la escasa dotación aprobada de 2.500 metros cúbicos por hectárea".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios