Editorial

La polémica del Reina Sofía

Ala misma velocidad con que da a conocer hitos médicos o avances científicos, el hospital Reina Sofía se ha visto inmerso en la polémica en las últimas semanas. El Plan de Modernización Integral le ha situado en el centro del huracán por mor de la presentación, el miércoles pasado, de 15.000 firmas recogidas por la plataforma No me quites mi hospital en contra de las modificaciones que la Junta ha incorporado al proyecto que presentó en 2006 y que, según los denunciantes, resta calidad asistencial al centro. No me quites mi hospital considera que la retirada de los hospitales del niño y la mujer recogidos inicialmente "supone relegar a estos dos colectivos a las antiguas estructuras del general" y constituye además un "grave riesgo" para la seguridad de los menores. Estas protestas se han visto apoyadas además con firmeza por el PP, que cree que "toda esta mentira [las citadas modificaciones] ha acarreado una pérdida de calidad en el sistema sanitario que no es defendible".

Consideramos que cuanto se reivindica es totalmente respetable y creemos que la Junta debería estudiar estas indicaciones para incluirlas en el plan director. Asimismo, la asunción por parte de Salud de que la conclusión de la reforma del centro se retrasará tres años es una mala noticia para todos y debe ser criticada. Sin embargo, nos surgen importantes dudas sobre el fin de las protestas cuando encontramos que todos los jefes de servicio y catedráticos del hospital respaldan las modificaciones incluidas en el plan. Una postura que secundan la Facultad de Medicina y el Colegio de Médicos de Córdoba y contra la que no se pronuncia abiertamente el Sindicato Médico. Si los profesionales que trabajan en el centro, y que finalmente son quienes mejor conocen sus necesidades, han comparecido juntos en respaldo al nuevo hospital y sólo el PP está en contra del mismo detectamos cierto aroma electoralista. No debemos olvidar que el Reina Sofía es uno de los mejores embajadores de Córdoba en el exterior, que su excelencia en algunos ámbitos es pionera en el mundo y que supone un importante sustento a la economía local. Córdoba no está tan sobrada de referentes como para ponerlos en juego.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios