Un recorrido por el pasado de Córdoba

  • Arqueonova es un proyecto empresarial cordobés que recrea de manera virtual yacimientos · Su primer reto ha sido reconstruir un peristilo de la villa de Santa Rosa

Dar un paseo por la villa romana de Santa Rosa, por el templo romano de Claudio Marcelo o por la ciudad palatina de Medina Azahara y disfrutar de su arquitectura y escultura tal y como fueron construidos en su época ahora puede hacerse realidad gracias a las últimas tecnologías. Mediante diseños tridimensionales y conjugando conocimientos en arqueología, historia, arquitectura, infografía, diseño gráfico y producción audiovisual, la recién creada Arqueonova hace posible esta reproducción virtual.

La interpretación y reconstrucción del pasado a través de la recreación del yacimiento permite devolver al lugar el esplendor del que gozó en el momento de su construcción. Ni un solo aspecto se descuida a la hora de elaborar este trabajo. Modelado, texturización, iluminación y ambiente son fundamentales para la posterior simulación del escenario elegido para llevar a cabo este paseo virtual que además cuenta con actores que acercan al espectador a la vida cotidiana del lugar para que la experiencia vaya más allá de la simple contemplación.

Arqueonova es un proyecto empresarial de colaboración entre José Manuel Salinas, Alberto Luque y Paco Álvarez, gerentes de Arqueoterra, Gárgola Estudio y EditMedia, respectivamente. La unión de estas tres empresas dio como resultado esta iniciativa que tiene como objetivo "difundir y hacer entender a la gente la interpretación de los sitios arqueológicos de la forma que mejor les llega", es decir, a través del audiovisual, expone Salinas.

El primer trabajo que ha llevado a cabo Arqueonova es la reconstrucción virtual del peristilo septentrional de la villa romana de Santa Rosa, un yacimiento bien conocido por Salinas, ya que dirigió su excavación. La elección se basó en que "el sitio era fácil de interpretar porque había sido estudiado, por lo que ese trabajo estaba avanzado, además en Córdoba no tenemos muchos lugares como éste, que esté conservado y a la vista", explica el gerente de Arqueoterra.

El primer punto del proceso de trabajo es la interpretación, el estudio y la documentación que ha producido la excavación arqueológica. "Hay que volver otra vez atrás, sobre todos los elementos". La segunda es reproducir en un plano a escala lo que allí se encuentra. A partir de ese plano y la documentación comienza el trabajo de Gárgola Estudio, que analiza cómo van a diseñar el trabajo. Una parte fundamental a tener en cuenta es el público al que va dirigido porque no es lo mismo "hacer un documental didáctico, para un museo o para universitarios", asegura Luque. En función de eso se esculpe la idea en 3D.

Cuando el destinatario está decidido se elabora un guión y se escribe la locución. "A eso que se va a narrar vamos a meterle contenidos audiovisuales". Arqueonova da a sus creaciones una calidad fotorrealista porque "hacer volumetrías y levantamientos a nivel de promociones inmobiliarias se hace continuamente, pero con este rigor no", explica Luque.

El resultado final "es una interpretación, y puede existir más de una". Salinas asegura que la veracidad de la reconstrucción virtual está por encima del 50% ó 60%. "Los elementos importantes que constituían este peristilo son los que hay, no nos hemos inventado nada". Sin embargo, a la hora de hacer un trabajo realista hay algunos componentes que en la excavación no están. Uno de los ejemplos es el surtidor de la fuente del peristilo. "No puedo engañar a la gente, tengo que explicar que ese surtidor no está, pero a la vez tengo que poner uno".

Llegados a este punto se utilizan los mismos métodos que en procesos científicos. Primero se estudian los paralelos, es decir, los elementos semejantes, para adaptar la reproducción virtual a ellos. Arqueoterra encontró la solución en el Museo Arqueológico, donde hay expuesta una fuente que también es del siglo III, y Gárgola Estudio la adaptó a la realidad del surtidor de la villa. A partir de los fragmentos encontrados se buscan los paralelos, y a ser posible, de Córdoba, para así "indirectamente difundir ese surtidor del museo o un capitel del Palacio de Viana que nos sirvió de modelo para los capiteles del patio. Con esto, de alguna forma también estamos dando salida" a otros lugares de la ciudad.

Gracias al avance de los conocimientos arquitectónicos en la época romana, uno de cuyos ejemplos es el Manual de Arquitectura Romana de Vitruvio, es muy fácil saber datos como la altura de las columnas y otras características propias de los edificios de la época. Para finalizar, EditMedia hace grabaciones exteriores en el lugar para insertar en el vídeo final y mostrar el proceso de reconstrucción, que en este caso ha tenido unos 10 meses de duración. "Esto ha sido un trabajo para ver las posibilidades que ofrecen las nuevas tecnologías para la interpretación y la difusión" y una muestra para los potenciales clientes. "Este tipo de trabajo va destinado a los yacimientos arqueológicos, que están controlados por las instituciones públicas", aunque también está dirigido a museos y a la enseñanza.

El deseo de Arqueonova es trabajar en Córdoba, aunque no descarta llevar su proyecto a otras provincias andaluzas. "De aquí surgen productos que se pueden utilizar como reclamo turístico, como guías didácticas, dossieres especializados o imágenes como apoyo para publicaciones profesionales", argumenta Luque.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios