José Luis Moreno, de nuevo en casa

El productor teatral y de televisión José Luis Moreno recibió ayer el alta médica tras pasar seis días hospitalizado debido a una brutal paliza que sufrió durante el atraco a su mansión, ubicada en una exclusiva urbanización de Boadilla del Monte, cerca de Madrid.

Moreno abandonó la Clínica Ruber Internacional a primera hora de la tarde, en silla de ruedas. No obstante, antes de entrar en el coche que le llevó de vuelta a su domicilio, hizo un esfuerzo y se puso en pie para saludar a distancia al grupo de reporteros que aguardaban su salida del hospital. El productor mostraba dos grandes moratones en los ojos, en especial en el izquierdo, aunque presentaba también signos de evidente recuperación dada la gravedad de las lesiones sufridas.

El parte médico revela que el presentador y humorista sufrió un traumatismo craneoencefálico con fractura de calota craneal en región temporal derecha, fractura conminuta de maxilar izquierdo, fractura de órbita izquierda con desplazamiento de la base de la misma, y múltiples contusiones con hematomas y sufusiones hemorrágicas distribuidas por todo el cuerpo. "La evolución ha sido favorable no habiendo precisado intervenciones quirúrgicas", añade el parte. La Guardia Civil tomó declaración a Moreno el pasado lunes, pero éste no pudo recordar detalles sobre el asalto, debido al fuerte traumatismo.

El atraco se produjo el pasado día 20, cuando un grupo de violentos atracadores, al parecer kosovares, irrumpieron en la mansión del ventrílocuo donde redujeron a sus dos escoltas y agredieron brutalmente al productor tras exigirle dinero y joyas. Con un botín que no ha trascendido y sin que el resto de inquilinos de la casa sufrieran daño alguno los asaltantes se fugaron sin que se haya dado hasta ahora con su paradero.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios