Halladas nuevas piezas romanas en el pozo de las termas de Torreparedones

  • Entre los bienes encontrados figuran una piña de piedra calcarenita, un altar y un pebetero

Altar hallado en las termas. Altar hallado en las termas.

Altar hallado en las termas. / sara núñez

El pozo encontrado en las termas romanas del Parque Arqueológico de Torreparedones en la localidad de Baena no deja de ofrecer nuevos y sorprendentes hallazgos. Hace tan solo unos días volvían a aparecer diferentes piezas de cerámica romana y de gran interés como una piña de piedra calcarenita, un altar, un pebetero decorado para quemar perfumes y un gran pondus de caliza micrítica con la superficie bien pulida y dos caras aplanadas.

Actualmente continúan trabajando en la limpieza del pozo de las termas orientales, concretamente ya entre los 16 y los 18 metros de profundidad. A lo largo de estos meses de excavación, los hallazgos no han cesado y hace apenas unas semanas se encontraba también un denario de Nerón y una nueva pieza de gran relevancia, a 12 metros de profundidad y relacionada con actividades rituales.

Concretamente, se trata de un pequeño altar (árula) tallado en piedra caliza de color blanquecino, que apenas mide 13 centímetros de altura. Asimismo, este vestigio presenta las cuatro partes típicas de este tipo de piezas: parte inferior o base (muy perdida), parte central o cuerpo y parte superior o coronamiento.

En lo que respecta a la cara superior, está el focus donde se colocaban las ofrendas. En este caso, la cara es plana con cavidad rectangular y borde biselado con huellas de fuego, lo que permite afirmar que se usó para quemar esencias aromáticas en honor a la divinidad venerada en este lugar (Dea Salus).

Tanto esta pieza como la moneda y diverso material arqueológico de origen romano se pueden relacionar todas con actividades rituales vinculadas con el culto a Dea Salus y arrojadas al pozo como ofrenda. Era un pozo sagrado, pues no solo abastecía de agua el edificio termal sino que, al mismo tiempo, mejoraba la salud de los usuarios como se deduce del altar dedicado a la diosa de la Salud.

Desde que se iniciara la limpieza del pozo, de su interior se ha recuperado diverso material arqueológico de época romana, sobre todo cerámica de tipo industrial como tégulas, ladrillos, imbrices, cerámicas comunes, terra sigillata y algunas piezas de cierto valor, como un anforisco completo, un braserillo de piedra que se usó como quemaperfumes, con su focus circular en la parte superior, completamente quemado por el uso prolongado (similar a los encontrados en el santuario ibero-romano) y varias monedas de las que destaca un denario de plata de Nerón.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios