El presidente de Túnez es apedreado en la ciudad 'cuna' de la revolución

El presidente de Túnez, Monsef Mazuki, fue evacuado ayer del centro de la ciudad de Sidi Buzid, donde comenzaron las revueltas que forzaron la renuncia en 2011 del entonces presidente Ben Ali, tras ser interrumpido y apedreado por miles de manifestantes mientras pronunciaba un discurso.

Varios testigos informaron de que una "lluvia" de piedras y tomates cayó sobre Marzuki, que prometió un nuevo Gobierno en seis meses y "programas de desarrollo" para esta región empobrecida del interior del país, cuna de la primavera árabe.

Marzuki, que no resultó herido, se desplazó a Sidi Buzid junto al presidente del Parlamento, Mustafa ben Yafar, que también suspendió la intervención que tenía programada en la conmemoración del segundo aniversario del inicio de la revolución tunecina.

Los miles de participantes congregados en el centro de la ciudad gritaron a ambos dirigentes degagé (lárgate, en francés), uno de los lemas de la revuelta popular de 2011. Tras el incidente arrancó una marcha de protesta para exigir la renuncia del Gobierno.

Una coalición de partidos de izquierda llamó a boicotear los actos conmemorativos del segundo aniversario de la muerte del joven comerciante Mohamed Buazizi, que se inmoló en diciembre de 2010 después de que la Policía se incautara de su puesto de venta ambulante, lo que desató unas protestas que se extendieron por todo el país. Marzuki ya fue abucheado horas antes, cuando colocaba flores sobre la tumba de Buazizi.

Ozman Uneis, miembro de la coalición del Frente Popular de Sidi Buzid, aseguró que el boicot de las celebraciones es en protesta por "la incapacidad del Gobierno de relanzar el país y aplicar programas de desarrollo que mejoren la vida de los ciudadanos". "Desde 2010 ningún gobierno transitorio fue capaz de mejorar las condiciones de vida de la población, ni romper con la corrupción en las zonas desfavorecidas que protagonizaron las revueltas en 2011", añadió.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios