Un atentado suicida en Iraq se salda al menos con 55 muertos

  • El ataque perpetrado en Kirkuk es el más letal en los últimos seis meses

Al menos 55 personas murieron ayer y otras 93 resultaron heridas en un atentado suicida contra un restaurante en la ciudad iraquí de Kirkuk, 250 kilómetros al noreste de Bagdad, según fuentes del Ministerio de Interior.

El ataque se produjo el mismo día en que estaba planeada la visita a Kirkuk del presidente iraquí, Yalal Talabani. El mandatario llegó horas después del incidente.

Las fuentes explicaron que un suicida que llevaba un cinturón de explosivos lo detonó en el local que quedó totalmente destruido por la explosión.

El blanco del objetivo era Husein Ali Saleh, presidente del consejo municipal del barrio de al Huiya, a las afueras de la ciudad, que ha sobrevivido al atentado, mientras que cuatro de sus guardaespaldas resultaron heridos.

Ali Saleh, que se encontraba dentro del local en el momento de la explosión, es conocido por sus posturas contrarias a las exigencias kurdas, especialmente a la incorporación de Kirkuk a la región autónoma del Kurdistán iraquí.

El ataque más letal perpetrado en Iraq en los últimos seis meses se registró tras una semana de relativa calma coincidiendo con la fiesta musulmana del Sacrificio.

Kirkuk, donde conviven árabes, turcomanos y kurdos, es una de las fuentes de tensión en el país, debido a que la región del Kurdistán iraquí, en el norte del país, la reclama como propia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios