Israel libera a 224 presos palestinos coincidiendo con la fiesta del Sacrificio

  • La medida es considerada como un gesto de buena voluntad de Olmert hacia Mahmud Abbas

Israel excarceló ayer a 224 presos palestinos, en su mayoría oriundos de Cisjordania, como gesto de buena voluntad hacia el presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abbas, quien los recibió personalmente en Ramala. "Nuestra alegría no será completa hasta que todos los prisioneros sean liberados lo antes posible", manifestó el líder palestino ante los más de 200 presos, que visitaron la sede gubernamental de la ANP en esta ciudad, la famosa Mukata, tras su salida de las cárceles.

El dirigente palestino saludó y abrazó uno por uno a los recién liberados, que poco antes habían sido recibidos entre muestras de júbilo por familiares y amigos. La excarcelación se inició después de varios trámites administrativos y de que el Supremo israelí rechazara los recursos de última hora contra la medida, presentados por una asociación de víctimas del terrorismo y un consejo de colonos.

La mayoría de los presos fueron trasladados desde la prisión de Ofer (al norte de Jerusalén) hasta el puesto de control militar de Beituniya, en Cisjordania, mientras que los 17 restantes viajaron bajo estrecha vigilancia de la cárcel de Shikma -al sur de Tel Aviv- hasta el cruce fronterizo de Erez, al norte de la franja de Gaza, donde les esperaban sus familias.

Ninguno de los excarcelados es miembro del movimiento islamista Hamas, que gobierna de facto la Franja desde junio de 2007.

La medida es considerada un gesto de buena voluntad del primer ministro israelí, Ehud Olmert, hacia el presidente palestino, con motivo de la fiesta musulmana del Sacrificio, que en principio estaba prevista para la semana pasada.

Israel justificó el aplazamiento de la excarcelación en que se lo pidió la ANP para que Abbas, que se hallaba en La Meca, pudiera estar presente cuando los presos llegasen a Ramala.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios