Zapatero le recrimina a Rajoy su alianza con ERC para vetar los Presupuestos

  • Sáenz de Santamaría dice que la crisis no se resuelve ni aunque el presidente "convoque un operación triunfo" para remodelar el Ejecutivo.

Comentarios 55

La situación económica sigue siendo el principal motivo de enfrentamiento entre el Ejecutivo y el PP en el Congreso de los Diputados. A cuenta de la crisis, el líder de los populares, Mariano Rajoy, volvió a exigir al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, que retire los Presupuestos Generales del Estado por ser "mentira", mientras que el jefe del Ejecutivo le reprochó la "incoherencia" de haberse aliado con ERC para tumbar el proyecto en su paso por el Senado. Por su parte, la portavoz del PP en la Cámara Baja, Soraya Sáenz de Santamaría, ironizó apuntando que la actual crisis no se resolverá ni aunque Zapatero "convoque un operación triunfo" para remodelar el Gobierno, tal y como se viene especulando.

Durante el pleno de control al Ejecutivo en el Congreso, Rajoy atacó al presidente del Gobierno con las previsiones económicas y las estimaciones de empleo para el año que viene, exigiéndole a Zapatero que "certifique" que en 2009 podrá crear "200.000 empleos netos". "Nos dice que el año que viene se van a crear más de 200.000 empleos netos en España, y el año pasado nos dijeron que se iban a crear un sinfín de empleos netos y ya se han destruido más de 500.000. Lo que quiero saber es si las cifras de este año son exactamente igual de falsas que las cifras de los Presupuestos del año pasado", sentenció.

El jefe del Ejecutivo replicó que "lo único que se puede certificar" es que el Gobierno tiene "un plan" de estímulo y apoyo a la economía, mientras que el PP "no tiene ideas ni propuestas". "No sé si no tendremos ni plan ni ideas ni propuestas, pero cuando gobernamos reducimos el paro a la mitad y usted lo tiene mucho más elevado que cuando llegó al Gobierno", contraatacó Rajoy, que calificó a Zapatero como "sinónimo de paro". En esta línea, el líder del PP recordó que el vicepresidente económico, Pedro Solbes, definió ayer los PGE como "desactualizados" y volvió a pedir su retirada.

En este punto, el presidente del Gobierno apuntó que "la tasa de paro más baja de la historia" de España se registró con el Ejecutivo del PSOE, un 8,3%, al tiempo que consideró que "resulta evidente" que al PP "no le preocupan el empleo o la economía", sino "votar en contra" del Gobierno. Zapatero recordó que el PP apoyó ayer el veto a los PGE presentado por ERC, una formación que justifica su rechazo al proyecto en que "no respeta la financiación autonómica ni cumple con el Estatut". "Ese acto refleja de manera clara su incoherencia política. Dé confianza a los suyos, que será más razonable", le afeó.

Un 'operación triunfo'

Por su parte, Sáenz de Santamaría hizo referencia a los rumores que apuntan a una posible remodelación del Gobierno. "Ahora nos querrá convencer Zapatero de que todo se arregla con un cambio de Gobierno", ironizó la portavoz popular, que consideró que los ministros están más "angustiados" ante la posibilidad de una remodelación que por la "crisis económica y social". Sin embargo, advirtió que cambiar de ministros no resolverá nada porque el que está "fallando" es el presidente del Ejecutivo y, por ello, los problemas que afronta el Gobierno no se resuelven "ni aunque convoquen ustedes una operación triunfo", añadió.

"No se obsesione con la crisis, que no hay ninguna crisis, cuando la haya ya la hará el presidente, usted tranquila, que haya quien haya aquí sentado, socialista, gobernará bien a los españoles", le replicó la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, que acusó al PP de querer convertirse en "un Herodes presupuestario", por querer "matar" a los PGE "antes de que nacieran". Para la portavoz del PP, sin embargo, "el único homicida de sus presupuestos es su propio autor, que se considera más legitimado para matarlos por desactualizados que nadie".

Sáenz de Santamaría se preguntó "cómo van a generar confianza en los ciudadanos si no son capaces de convencer ni a sus propios ministros". "Cada 15 días nos presentan en esta Cámara un plan para las constructoras, para los bancos, para los ayuntamientos, pero con su gobierno no les llega nunca el turno a las familias", remachó. De la Vega le recordó que en las comunidades y ayuntamientos donde gobierna el PP "se acaba el dinero para pagar a las universidades, financiar la Sanidad, recoger las basuras, parece que hasta pagar las recetas a los farmacéuticos", por lo que le instó a apostar por "el Estado del bienestar" y no por "políticas neoliberales fracasadas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios