Zapatero cree que el PP todavía no ha vuelto a la línea dura de oposición en materia antiterrorista

  • Para el presidente del Gobierno la prueba es que Rajoy no le ha preguntado por ETA en las sesiones de control de esta legislatura.

Comentarios 1

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, no cree que el PP haya vuelto a esa línea dura de oposición en materia antiterrorista que caracterizó su estrategia la pasada legislatura en todo lo referente a la lucha contra ETA. Fue durante una conversación informal en la tradicional 'copa de Navidad' que se celebra en Moncloa, donde Zapatero aseguró que, a pesar de los acalorados enfrentamientos protagonizados ayer en el Congreso y hoy en el Senado a cuenta de la disolución de los ayuntamientos en manos de ANV, el PP todavía se mantiene al lado del Gobierno en la lucha contra ETA. Y la prueba de ello, según el jefe del Ejecutivo, es que todavía Mariano Rajoy no le ha preguntado por ETA durante las sesiones de control en el Congreso de los Diputados.

Las mociones para actuar en bloque contra los ayuntamientos gobernados por ANV presentadas por Rosa Diez en el Congreso y por el PP en el Senado han puesto en jaque la buena sintonía que PSOE y PP habían mantenido en la lucha contra ETA durante lo que va de legislatura. Ambas propuestas tuvieron como resultado tensos debates en los que socialistas y populares se acusaron mutuamente de usar la política antiterrorista con intereses electorales y partidistas.

Una tensión que no obstante, según el presidente del Gobierno, no ha llegado a quebrar el consenso en materia antiterrorista con Mariano Rajoy. Zapatero no cree que el PP haya adoptado como estrategia el retorno a una oposición 'dura' en política antiterrorista, como demuestra el hecho de que Rajoy no le ha preguntado por este asunto en en las sesiones de control al Gobierno en el Congreso.

En todo caso, y dada la estrategia dura de la pasada legislatura, Zapatero cree que es normal que de vez en cuando algunos 'populares' caigan en la tentación de volver a las andadas y retomar la confrontación partidista en materia antiterrorista. Por ello, prevé que el PP mantenga durante algún tiempo un discurso similar al que tuvo ayer en el Congreso y hoy en el Senado con su exigencia de disolución en bloque de los ayuntamientos gobernados por ANV.

A la actitud del PP en relación con los consistorios en manos de los proetarrras también se refirió el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, que aunque señaló que "no hay que ser un genio" para saber lo que pasa, lo que le corresponde a él en estos momentos como miembro del Gobierno es no entrar en polémicas e intentar "sumar" esfuerzos en la lucha contra el terror. "Todos los esfuerzos que voy a hacer y que estoy haciendo es que esa unidad sea lo más sólida posible", señaló.

Pero desde las filas populares siguen criticando duramente al Ejecutivo por negarse a actuar contra ANV. La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, que calificó de "espectáculo lamentable" el rechazo del PSOE a su propuesta en el senado para expulsar a ANV de los consistorio y señaló que los populares siempre apoyarán al Gobierno de España en su lucha contra ETA, pero denunció que "hay un tema en el que el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero no está cumpliendo y es en acabar con el frente político de la banda terrorista".

"Su rectificación no será completa hasta que no se disuelva ANV", afirmó la número dos del PP que volvió a exigir al Ejecutivo la aplicación inmediata de la Ley de Bases de Régimen Local para expulsar a los proetarras de las alcaldías. En esta misma línea, la portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría, denunció que el Gobierno "puede hacer mucho más de lo que está haciendo" para disolver los ayuntamientos en manos de ANV y le pidió que rectifique para que la sintonía entre PSOE y PP en política antiterrorista "sería total".

Desde fuera, el resto de fuerzas lamentan lo endeble que parece ahora la unidad de todos los demócratas tantas veces proclamada por Zapatero y Rajoy para derrotar a ETA. En este sentido, el diputado de IU en el Congreso, Gaspar Llamazares, considera que la unidad de los demócratas contra el terrorismo atraviesa una "situación de fragilidad", por lo que demandó tanto al PSOE como al PP que antepongan el "interés general" a sus intereses partidistas de cara a las próximas elecciones vascas. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios