El PSE apoyará hoy por cuarta vez consecutiva las cuentas de Ibarretxe

  • El PP señala a López como "cómplice de la política de división" y sospecha que defenderá la continuidad del lehendakari para garantizarse el respaldo del PNV en el Congreso

El secretario general del PP vasco, Iñaki Oyarzabal, afirmó ayer que el secretario del PSE-EE, Patxi López, se convertirá hoy en "cómplice y corresponsable de todas las políticas de Ibarretxe: las económicas y las que conducen a crear más división en este país".

Oyarzabal se refirió así, en declaraciones a Efe, al presumible apoyo que el PSE-EE prestará hoy, por cuarto año consecutivo, a los Presupuestos del tripartito vasco para 2009 en el pleno del Parlamento de Vitoria.

El PP y el PCTV-EHAK votarán en contra.

Sobre este respaldo socialista a las cuentas públicas del tripartito (PNV-EA-EB), Oyarzabal aseguró que "se repetirá la foto de los últimos años con un PSE-EE rendido ante Ibarretxe y sin aportar propuestas distintas". "Esto significa -insistió- que López e Ibarretxe significan lo mismo y que, por tanto, nadie que quiera el cambio en Euskadi debe votar a López en las próximas elecciones autonómicas de marzo. Sin embargo -agregó- nosotros planteamos que se dé paso a una nueva generación con políticas diferentes".

El dirigente del PP aventuró que "si Patxi López obtiene un buen resultado buscará el acuerdo con el PNV, porque tiene complejos respecto a ese partido".

En esa misma tesis abundó el vicesecretario de Comunicación del PP, Esteban González Pons, quien pronosticó que Euskadi continuará bajo el Gobierno nacionalista. El portavoz popular ve posible que el candidato socialista apoye al lehendakari, Juan José Ibarretxe, sólo para garantizar el respaldo del PNV en Madrid.

En una entrevista con Europa Press, Pons auguró que el PP subirá en votos en el País Vasco porque a los socialistas les pasará factura "el acuerdo de gobierno" que tienen con el PNV tanto en Madrid como en Vitoria para sacar los Presupuestos y con el que "se dan estabilidad mutua". Es más, indicó que López "puede llegar a votar la investidura" de Ibarretxe "para mantener el acuerdo con el PNV en el Parlamento nacional", algo que, a su juicio, hace que posibles votantes del PSE "estén empezando a pasar al PP".

En cuanto a la negativa del Ejecutivo a disolver todos los ayuntamientos de ANV, Pons afirmó que el Gobierno "ahora reconoce que se equivocó" al permitir que esa formación se presentará en su día a las elecciones pero añadió que "además de reconocerlo debería rectificarlo" promoviendo ahora su disolución y "corrigiendo las consecuencias que ha traído su error". "No entiendo que el PSOE no ponga toda la carne en el asador para sacar a ANV de los ayuntamientos vascos. No es comprensible para mi ni para el 90% de los demócratas de España", aseguró.

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, aseguró por su parte, en otra entrevista con Efe, que su formación hará todo los posible para que tras las elecciones vascas no haya un Gobierno nacionalista. Para Cospedal, es "fundamental" que termine la forma tradicional de gobernar que han ejercido los nacionalistas de "enfrentamiento permanente" con el Estado español. No obstante, se negó a desvelar si el PP pactaría con el PSE para formar gobierno porque lo primero es conseguir un "apoyo fuerte" en las urnas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios