Carpetazo judicial al 11-M

  • El Supremo mantiene la absolución de El Egipcio y deja en libertad a 4 de los 21 condenados por la Audiencia Nacional · El TS sentencia a cuatro años de cárcel a Antonio Toro por tráfico de explosivos

El Tribunal Supremo (TS) ha dado carpetazo al proceso judicial sobre el mayor atentado de la historia de España y ha confirmado la absolución de Rabei Osman El Sayed, Mohamed El Egipcio, dictada por la Audiencia Nacional en octubre pasado por los atentados del 11-M, en una sentencia en la que también ha anulado la pena de cárcel impuesta a otros cuatro condenados por la masacre.

De los 21 condenados por la Audiencia Nacional, el Supremo ha ratificado sin grandes modificaciones las penas de prisión para 17 de ellos, ha absuelto a cuatro, y ha condenado a uno que había quedado sin cargos, el asturiano Antonio Toro, que ahora se enfrenta a una pena de cuatro años por tráfico de explosivos.

El TS ha resuelto de esta manera los 31 recursos presentados contra la sentencia que la Audiencia Nacional emitió el 31 de marzo de 2007 y sólo deja ya un resquicio para recurrir al Tribunal Constitucional y a las instancias europeas. Estas dos vías sólo podrán ser utilizadas en los casos en los que durante el juicio, que duró casi cuatro meses, la acusación o las defensas hayan denunciado la vulneración de algún derecho fundamental de los acusados.

En un tiempo récord, quince días después de la vista, el Tribunal Supremo zanjó ayer los recursos presentados contra la sentencia de la Audiencia Nacional sobre los atentados del 11-M. La Sala de lo Penal mantiene la absolución del supuesto ideólogo de la masacre, El Egipcio, por pertenencia a organización terrorista por el que la Audiencia Nacional le absolvió aplicando el principio non in bis idem al estar ya condenado en Italia por el mismo delito.

El Supremo considera que no puede condenar a Rabei Osman, no por el hecho de que su condena en Italia no sea aún firme sino porque no se han concretado los hechos delictivos atribuibles al acusado.

La principal novedad de la sentencia del TS es la condena a cuatro años de cárcel para el asturiano Antonio Toro por un delito de tráfico de explosivos. La Audiencia había absuelto al cuñado de Emilio Suárez Trashorras por este delito.

Por lo demás, la Sala de lo Penal absuelve a Basel Ghalyoun y a Mohamed Almallah Dabas del delito de pertenencia a organización terrorista; a Abdelilah El Fadual El Akil, de colaboración terrorista y a Raúl González, El Rulo, de tráfico de explosivos. Además, rebaja las penas a Mohamed Larbi Ben Sellam, de 12 años a 9, y a Hassan el Haski, de 15 a 14 años. También acepta el recurso del letrado de Otman El Gnanoui y le absuelve del delito de falsedad documental.

El TS deja intactas las condenas que impuso la Audiencia Nacional a los principales responsables del 11-M: Rafa Zouhier, por colaboración con grupo terrorista, y Jamal Zougam, como único autor material tras el suicido colectivo en Leganés.

La Audiencia Nacional considera que el Supremo confirma el "núcleo duro" de su resolución.

El juez encargado del sumario del 11-M, Juan del Olmo, admitió ayer que "el estímulo fue por desgracia demasiado intenso" durante la instrucción.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios