La demanda de nueva potencia eólica supera 9 veces la oferta de la Junta

  • Promotoras españolas y foráneas han solicitado en torno a 4.500 Mw en el concurso recién cerrado, que otorgará 500 · Compiten por ellos 43 empresas que han presentado proyectos para 210 parques

El concurso para la adjudicación de 500 megavatios (Mw) de nueva potencia eólica en Andalucía está permitiendo visualizar en cifras el ansia del sector por instalar parques y el enorme auge que vive esta actividad económica en medio del frenazo general de la economía española. La presentación de ofertas en la Consejería de Innovación se cerró el pasado 19 de junio y, en total, las promotoras eólicas han entregado solicitudes para instalar 4.509 Mw en la comunidad, es decir, nueve veces más que la potencia prevista en el proceso, según fuentes de la propia consejería.

Una situación de sobredemanda de megavatios que no es exclusiva de Andalucía. En Galicia, donde el Ejecutivo autonómico también cerró el 18 de junio el plazo para presentar ofertas, el volumen de potencia que se adjudicará es de 2.325 Mw. Y las peticiones de las 36 compañías que han concurrido supera hasta en 20 veces esa cantidad.

En nuestra comunidad, según las mismas fuentes de Innovación, compiten 43 promotoras que han presentado proyectos para construir en total 210 parques. Entre ellas (ver cuadro) hay alguna extranjera como la alemana E.ON o la italiana Enel, bajo su alianza con Unión Fenosa en Eufer. La que más potencia (aunque no más parques) ha solicitado es Gamesa, una de las tres compañías que más capacidad se adjudicó ya en la anterior adjudicación de 2004, cuando Innovación distribuyó 2.500 Mw.

¿Cuáles son los siguientes pasos hasta que se resuelva el concurso en el último trimestre del año, según prevé la Consejería? La Agencia Andaluza de la Energía (AAE), que gestiona todo el proceso, enviará ahora las solicitudes de parques a Red Eléctrica de España y a Endesa Sevillana, que analizarán la capacidad de sus respectivas redes para poder conectar esos parques. Establecerán dónde hay más o menos capacidad para absorber la electricidad en condiciones de seguridad y remitirán sus análisis a la AAE.

Este organismo, dependiente de Innovación, establecerá entonces la puntuación y prioridad de cada parque atendiendo a los baremos establecidos en la orden que regula el concurso. Esta orden, publicada en febrero y adelantada por este diario dos meses antes, otorga la máxima nota (hasta 4 puntos) a los proyectos que vayan acompañados de nuevas inversiones industriales , aunque éstas no sean de carácter energético, por valor de más de 6 millones, y/o de proyectos de I+D que supongan desembolsos de al menos cuatro millones.

Estas inversiones deberán de ejecutarse en los cuatro años siguientes a la adjudicación de la potencia al promotor. Empresas y Administración coinciden en que este punto va a ser realmente el que determine qué promotoras se adjudican finalmente potencia.

No obstante, también es clave la madurez administrativa de cada proyecto, es decir, si el parque cuenta, o no, con autorización administrativa, con declaración de impacto ambiental positiva y con aprobación del proyecto de ejecución. Y ello porque esos 500 Mw son heredados del plan energético 2003-2006 (Plean), ya sustituido por el nuevo plan (Pasener), que se extiende hasta 2013. El Plean estableció que en Andalucía funcionarían 4.000 Mw eólicos a final de 2010, de los que 3.500 ya están operativos (1.460 a final de 2007) o en tramitación y construcción. Los 500 restantes hasta completar los 4.000 son los que se adjudican en el actual concurso, de ahí que la propia Junta vaya a mirar también con buenos ojos los parques que puedan funcionar antes del final de 2010 para cumplir ese objetivo.

Una vez resuelto el concurso este año, el Pasener prevé tener operativos 4.800 Mw en 2013. Esos 800 Mw más serán pues el siguiente paso en el progreso de la eólica en Andalucía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios