El déficit del Estado se duplica en un mes y roza el 1% del PIB

  • Las cuentas registran un déficit de 9.965 millones de euros hasta julio debido a la caída de la recaudación del IRPF y los ingresos por Sociedades

Comentarios 15

El Estado registró un déficit de 9.965 millones de euros hasta julio, lo que representa más del doble del déficit registrado en el primer semestre (4.683 millones) y se acerca ya al 1% del PIB (0,89%), según los datos de ejecución presupuestaria publicados hoy por el Ministerio de Economía y Hacienda.

La desaceleración de la economía española, especialmente en el sector inmobiliario, ha llevado a un nuevo déficit del Estado por segundo mes consecutivo, frente al superávit de 7.524 millones obtenidos en el mismo periodo del ejercicio anterior.

La vuelta de las cuentas del Estado al saldo negativo se debe también a las medidas económicas adoptadas por el Gobierno en este periodo, especialmente la deducción de 400 euros en el IRPF para asalariados, autónomos y pensionistas, que ha supuesto un desembolso para la Hacienda Pública de alrededor de 3.000 millones de euros entre los meses de junio y julio.

De hecho, el Estado registró hasta junio un déficit de 4.683 millones de euros, el 0,42% del PIB, que se ha más que duplicado, hasta registrar 9.965 millones de euros, tan sólo un mes después, aproximándose al 1% del PIB (0,89%).

El Gobierno ya ha previsto un ligero déficit en las cuentas del Estado al cierre del año, dado que, además de la deducción de 400 euros en el IRPF, el Ejecutivo ha puesto en marcha otro conjunto de medidas, que supondrán un merma de ingresos de unos 8.000 millones de euros en el conjunto de 2008.

Asimismo, ha estimado que los ingresos del Estado, al cierre del presente año, se reducirán un 4% en comparación con el año anterior, aunque precisa que si no se hubieran puesto en marcha las medidas que requiere la economía para impulsar la actividad, la recaudación se habría incrementado en tres puntos en 2008.

El segundo déficit consecutivo del Estado desde junio de 2005 es resultado de unos ingresos no financieros del Estado que ascendieron hasta julio a 77.965 millones de euros, lo que representa un descenso del 10,1%, mientras que los pagos no financieros, que se elevaron a 87.930 millones, crecieron a un ritmo del 11,1%.

Los ingresos no financieros del Estado entre enero y julio de 2008 ascendieron a 113.563 millones de euros, los que supone un descenso del 4,2%, caída que Hacienda atribuye a los cambios normativos introducidos y que han supuesto una merma de ingresos de 7.320 millones de euros. Sin esos cambios normativos, precisa, la recaudación tributaria habría crecido un 1,8%.

Los impuestos directos se elevaron hasta los 57.275 millones de euros, lo que representa un descenso del 3,7%. El IRPF retrocede un 0,5% (45.653 millones), como consecuencia del descenso de los ingresos del primer plazo de la cuota diferencial positiva del ejercicio 2007, del fuerte aumento de las devoluciones en el mes de julio, que crecen un 122,7%, y de la menor subida de las retenciones del trabajo por la devolución de los primeros 200 euros de la deducción anticipada de 400 euros aprobada por el Gobierno.

La recaudación por el Impuesto de Sociedades también cae hasta julio y experimenta un descenso del 17,8%, hasta los 9.251 millones de euros, debido a la desaceleración de los resultados empresariales, así como a los cambios normativos que afectan negativamente a la recaudación, como la segunda parte de la rebaja del tipo de gravamen del impuesto o la eliminación de los efectos de los nuevos criterios contables en el cálculo de la base imponible de los pagos a cuenta.

Por su parte, los ingresos por impuestos indirectos alcanzaron los 48.113 millones de euros, un 5,85 menos que en 2007. En el IVA, la recaudación se elevó a 35.106 millones de euros, un 7,7% menos en comparación al mismo periodo del año anterior. Hacienda indica que este descenso se debe a la contracción de la actividad en las pymes y al nuevo régimen para los grupos de entidades.

Asimismo, los impuestos especiales se elevaron hasta los 11.188 millones de euros (-0,1%). De este capítulo, destaca la recaudación del Impuesto sobre las Labores del Tabaco, que aumenta un 5,3% (3.997 millones de euros), mientras que los ingresos por el Impuesto sobre Hidrocarburos registraron un descenso del 3,9% (5.872 millones de euros) por el menor consumo debido al encarecimiento del crudo en los últimos meses.

Por el lado de los pagos, los no financieros representaron un total de 87.317 millones de euros, con un aumento interanual del 5,9%. Los gastos financieros, por su parte, se elevaron a 13.161 millones de euros, cifra que representa un aumento del 11,2%.

Las inversiones reales, con 5.501 millones de euros, aumentaron un 6,6%. La inversión civil se incrementa un 12,9%, debido al mayor esfuerzo inversor del Ministerio de Medio Ambiente por importe de 643 millones de euros. Por el contrario, el Ministerio de Defensa disminuyó sus inversiones un 8,9%, hasta 1.355 millones de euros.

A finales de julio, el Estado tenía una necesidad de endeudamiento de 6.837 millones de euros, mientras que en el mismo periodo de 2007 registraba una capacidad de endeudamiento de 2.652 millones.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios